Viladecavalls

El Consistorio denuncia a la plataforma Hartos de Olores y Contaminación

01.04.2017 | 08:55
La coalición formada por Acord per Viladecavalls e ICV, representada por el grupo municipal Fem Viladecavalls, oficializó en el pleno del jueves su ruptura al informarse al resto del plenario de su separación. Ahora, Acord, liderado en solitario por la concejal María José Rodríguez, actuará como grupo propio y Fem seguirá encabezado por el regidor ecosocialista Carles Rodríguez, que está acompañado por la edil Teresa Pascual. Ambos rechazaron en el pleno utilizar su turno de palabra para explicar su separación.

El Ayuntamiento de Viladecavalls presentó ayer en el juzgado de guardia de Terrassa una querella contra la plataforma Hartos de Olores y Contaminación. La acusa de estar difundiendo "falsedades" que están generando "alarma social y desorden público" entre los vecinos de Can Trias en relación al problema de los malos olores (procedentes del polígono industrial), al informar sobre el asunto con "falta de rigurosidad y mala fe", declaró ayer la alcaldesa, Cesca Berenguer. Aunque se hizo efectiva ayer, la presentación de la denuncia la avanzó en un pleno municipal el jueves la primera edil, en medio de un bronco debate en torno a la problemática de los malos olores, que sirvió para que de nuevo la formaciones políticas se intercambiasen reproches sobre la manera en que se está abordando esta cuestión.

Si el problema de los malos olores en Can Trias ya se había politizado en los últimos meses, al ser utilizado como arma arrojadiza entre algunos grupos municipales, ahora ha entrado en una nueva dimensión: su judicialización.

La denuncia entrada ayer en los Juzgados de Terrassa por el Ayuntamiento, de la que se ha pasado copia a Fiscalía, Mossos d'Esquadra y Policía Local de Viladecavalls, viene motivada por unas hojas informativas repartidas por la plataforma entre los vecinos de Can Trias hace unos días sobre el problema de los malos olores en el barrio. Unas hojas que se repartieron justo después de que el Consistorio distribuyese unos folletos entre esos mismos vecinos (después de suspender una reunión abierta con ellos) explicando las actuaciones que desde 2015 está llevando a cabo para erradicar o, al menos, minimizar el problema.

Sustancias
Las hojas informativas de la plataforma ponen en tela de juicio la información facilitada a los vecinos en los folletos municipales, al afirmar que en ellos "el Ayuntamiento, sin aportar pruebas, intentando tranquilizarnos, se limita a decirnos que se ha reunido con diferentes departamentos de la Generalitat (...) y que están trabajando mucho en el tema". Y añaden: "Concluyen que sólo es un problema de malos olores. Y nosotros creemos que eso es completamente falso". Y explican que poseen un informe "redactado por dos prestigiosos toxicólogos, doctores de la Universidad de Barcelona" cuyo resultado es "bastante preocupante".

Según el informe, dice la plataforma, se han detectado tres sustancias -benceno, tolueno y ftalatos- con valores por encima de lo legislado o recomendado y cuyos efectos sobre la salud pueden ser anemias aplásicas, leucemias y linfomas (en el caso del benceno); alteraciones neurológicas (tolueno) y sobre la fertilidad (ftalanos).

En las mismas hojas, la plataforma afirma: "Hemos presenciado como en la guardería de Can Trias, en días de poca o mucha contaminación, los niños de 1 a 3 años están una hora en el patio, respirando aire tóxico. Es inaceptable".

De "auténticas barbaridades" calificó la alcaldesa en el pleno del jueves las afirmaciones que la plataforma hace en sus hojas informativas. Es más, tras el reparto de los comunicados, el Consistorio le requirió el informe en el que se basa para realizar tales afirmaciones.

El presidente de la Associació Plataforma Hartos Malos Olores y Contaminación, Joan Ramon Santesmasses, contesto a este requerimiento diciendo que a la entidad "no le consta ningún original del informe, y sin que la eventual copia que pudiese tener sea acreditativa del contenido fehaciente" de ese original. Y añadía que "en el negado caso de que la asociación contase con el eventual original del informe, tampoco podemos dar cumplimiento al requerimiento al no tener oportuno consentimiento de sus autores sobre la comunicación pública de dicho informe".

La contestación al requerimiento municipal, sumada a las hojas informativas, es lo que finalmente ha propiciado la denuncia del Ayuntamiento contra la plataforma. "Se están basando en un informe que no tienen. Al menos, eso es lo que interpretamos de la respuesta que nos han dado", declaró ayer la alcaldesa. Dijo además que "están mintiendo y dando información incorrecta a la población, cuando esta plataforma, como parte afectada que es, recibe en tiempo y forma la misma información que el Consistorio". "Da la sensación -remachó la alcaldesa- de que están actuando de mala fe".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas