Rubí

La fiesta de Sant Roc llenó el centro de cultura popular

06.09.2016 | 04:20
El ball de l´ Àliga, a cargo del Esbart Dansaire de Rubí, en la plaza del Doctor Guardiet.
El ball de l´ Àliga, a cargo del Esbart Dansaire de Rubí, en la plaza del Doctor Guardiet.

La fiesta mayor de Sant Roc, también conocida como la festa major petita de Rubí, se ha convertido un año más en un magnífico escaparate de la labor que realizan las entidades de cultura popular y tradicional de la ciudad. Entre el jueves y el domingo, el centro de Rubí se llenó de actividades dirigidas a todo tipo de público, organizadas conjuntamente por el Ayuntamiento y la Taula de Cultura Popular i Tradicional.

La celebración se inició el jueves con la inauguración en el Ateneu municipal de la exposición "La festa popular. La catalanitat cívica" (que se podrá visitar hasta el sábado) y se completó con más de cuarenta propuestas. La inauguración de la muestra estuvo presidida por la alcaldesa, Ana María Martínez, y contó con la presencia del director general de Cultura Popular, Associacionisme i Acció Cultural de la Generalitat, Lluís Puig.

Después de la inauguración de la exposición, el Ateneu acogió una charla teatralizada sobre Joan Amades a cargo de Amadeu Carbò y se proyectó el documental "El foc inoblidable".

La participación fue la tónica dominante de una fiesta que tuvo entre sus actividades más emblemáticas la Trobada de Bèsties de Foc; el divertido concurso de beber en porrón la Xerricada Popular; el Esclat de Sant Roc; los satíricos Versots; los castells (con las colles de Rubí, Castelldefels y Sant Cugat); el correfoc (con la Colla de Diables de la Riera, la Colla de Diablots d'Olesa y el Folcat Diabòlic d'Hospitalet), y las tabaladas (con Diabòlics d'Egara, Explosión Rítmica y Tronats del Tabal), entre otros actos.

Cucaña
La plaza del Doctor Guardiet fue el centro neurálgico de la fiesta, especialmente durante el fin de semana, con actividades de tanto éxito como los talleres de las entidades, la feria de productos de raíz tradicional catalana o la cucaña de la plaza Nova de Barcelona, que repitió como uno de los juegos más populares entre los niños. También fue muy celebrado el espectáculo Dansa de les bruixes d'arrel, así como el posterior baile del Àliga, ambos del Esbart Dansaire.

La alcaldesa realizó una valoración muy positiva de esta edición de la fiesta de Sant Roc. "La gente -afirmó la primera edil- ha participado activamente y es un orgullo poder disfrutar de una fiesta que demuestra tan claramente la vitalidad de nuestras entidades".

La fiesta mayor de Sant Roc representa el reencuentro de las entidades de cultura popular y tradicional catalana después del verano; un hecho que se escenificó un año más con un pequeño acto que tuvo lugar en las Escoles Ribas coincidiendo con el centenario de esta institución.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook