Rubí

Los Maristas sacan de su colegio de Rubí a un exdocente denunciado por abusos

15.03.2016 | 04:23
Colegio de los Maristas de Rubí, en el número 65 de la calle de Magallanes.
Colegio de los Maristas de Rubí, en el número 65 de la calle de Magallanes.

Los Maristas han apartado temporalmente de su escuela de Rubí a un antiguo profesor y hermano de la congregación que actualmente trabajaba como encargado de mantenimiento en dicho colegio tras ser denunciado por abusos sexuales cuando ejercía como docente en otro centro. La denuncia ha sido presentada contra G. F., que tiene más de 70 años, por abusos sexuales cometidos supuestamente en el colegio de La Inmaculada de los Maristas (en el Eixample de Barcelona) a comienzos de la década de los 90, cuando ejercía de profesor.

Su víctima, una exalumna de esa escuela, interpuso la demanda hace dos semana, informó ayer El Periódico, y, según remarcaron los propios Maristas, cuando la dirección de la institución supo de la existencia de la demanda decidió apartar cautelarmente al denunciado.

A preguntas de este diario, los Maristas explicaron ayer a través de una nota que en el caso de G. F. "se ha aplicado de manera estricta el protocolo interno". Y añadieron sobre este caso: "Cuando a los Maristas se le requiere información sobre una persona a causa de una denuncia interpuesta por una exalumna, la institución aparta de manera cautelar a esta persona del centro educativo y de toda presencia de menores hasta que se aclaren los hechos". Las mismas fuentes añadieron que los padres del centro ya han sido informados sobre el caso. Este diario intentó ayer sin éxito ponerse en contacto con el Ampa de la escuela de los Maristas de Rubí.

Carta de amor
G. F. fue apartado del colegio de La Inmaculada de los Maristas al final del curso escolar de 1992-1993 por una queja que no está relacionada con la denuncia actual, según El Periódico. En aquel entonces, la familia de una alumna de 12 años se quejó al centro de que la menor había recibido por parte de G. F. una carta de amor "inapropiada" y que éste la acosaba. Tras salir de aquella escuela por decisión de la dirección del centro, el hermano marista denunciado ahora pasó varios años en una residencia de la orden en Lleida, para luego aterrizar en el colegio de los Maristas de Rubí.

G. F. es el segundo docente apartado de un colegio de los Maristas a raíz de una denuncia por abusos sexuales después del subdirector del centro de Sants-Les Corts, F. M., que también está suspendido "cautelarmente" desde hace cuatro semanas tras recibir tres denuncias, todas ellas de los años 80.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook