Rubí

Los Mossos destapan un criadero ilegal de perros con 101 canes

12.03.2016 | 04:22
Algunos de los perros localizado por los Mossos en el criadero ilegal.
Algunos de los perros localizado por los Mossos en el criadero ilegal.

Un vecino de Rubí ha sido denunciado por los Mossos d'Esquadra por tener 101 perros, de razas pequeñas, en un criadero ilegal, esto es, sin ninguna autorización administrativa de cría y venta y en condiciones higiénicas deficientes, informó ayer la policía catalana en un comunicado. El denunciado, de nacionalidad española, tiene 53 años y es vecino de Rubí.
La operación ha sido llevada a cabo por agentes de los Mossos d'Esquadra de la Unidad Regional de Medio Ambiente, que han abierto un expediente administrativo contra el propietario del criadero ilegal. La denuncia, que se tramitó el 29 de febrero, ha sido remitido al departamento de Territori i Sostenibilitat de la Generalitat, que será el encargado de estipular la sanción.

El Ayuntamiento de Rubí, por su lado, informó ayer de que se pondrá en contacto con Mossos y Generalitat para interesarse por el tema y decidir qué tipo de acciones tiene que emprender.

La investigación se inició el 16 de diciembre de 2015 a raíz de la denuncia de un particular que alertó de la existencia de un criadero que no estaba legalizado. Los agentes localizaron el criadero en Rubí, en una zona no autorizada para esta actividad. Además, ni el titular, ni la instalación disponían de autorización administrativa para ejercer la cría y la venta de animales.

El propietario se anunciaba a través de internet y tenía 101 perros de razas pequeñas sin ningún tipo de documentación que justificara de dónde procedían y cómo se habían adquirido.

Jaulas
Las razas de los animales eran Bichon Maltés, Chihuaha, Mini Picher, Yorkshire Terrier, Jack Rusell Terrier, Pomerania y un American Standfor (un tipo de perro, este último, que puede llegar a ser peligroso).
Los agentes comprobaron que los canes estaban agrupados por razas en 17 jaulas, algunas de las cuales no disponían de cubierta, y que en la mayoría de los casos los animales estaban envueltos en sus propios excrementos. Además, las jaulas habían sido construidas sin autorización en un terreno no urbanizable. Asimismo, las aguas residuales se vertían directamente en el suelo.

Fue el propio infractor el que explicó a los agentes que él mismo colocaba los microchips a los animales y que posteriormente los enviaba a un veterinario para formalizar la cartilla sanitaria.

Ante todos estos hechos, los Mossos denunciaron al infractor por núcleo zoológico ilegal; tenencia de perro potencialmente peligroso sin licencia; por no censar a los animales; por ejercer una actividad económica no comunicada y por realizar obras en un terreno no urbanizable.

Recomendaciones
A raíz del descubrimiento de este criadero ilegal, los Mossos lanzan las siguientes recomendaciones a la hora de adquirir una mascota:
Comprobaciones. Comprobar que el local o la web donde se comprará el animal tenga su número de núcleo zoológico siempre a la vista.
Situaciones extrañas. Evitar situaciones extrañas al adquirir la mascota, como quedar con el vendedor en un lugar concreto (una gasolinera, el parking de un súper...).
Precio. Desconfiar cuando el precio del animal es notablemente inferior comparado con otras ofertas
Comentarios. Es conveniente repasar los comentarios que se hacen en la red sobre el vendedor.
Especialistas. Es mejor comprar la mascota a los criadores especializados en la raza que se desea adquirir.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook