--
El alcalde Jordi Ballart ha explicado los ejes estratégicos del mandato que hoy arranca

Jordi Ballart: "Para ser un buen alcalde hay que ser también un buen padre"

15.06.2019 | 17:14

En su discurso de investidura, el alcalde Jordi Ballart ha explicado los ejes estratégicos del mandato que hoy arranca, cuatro años en los que "queremos gobernar el presente mirando al futuro", y en los que "cualquier persona que viva en cualquiera de los 34 barrios de Terrassa vea que trabajamos con el mismo esfuerzo para todos ellos". Los veintiocho minutos de su discurso han sido un auténtico aluvión -Ballart habla muy ràpido- de objetivos y acciones, con ènfasis en "la ética y la transparencia" que quiere que presidan su gobierno. Ha reiterado la idea de trabajar por una ciudad "claramente progresista, antifascista y feminista, mejor para todo el mundo, venga de donde venga y piense como piense". También ha pedido que deje de decirse que Tot per Terrassa es un partido independentista. "Basta de etiquetas, basta de bandos. Somos terrassenquistas, demócratas y plurales".

Y para el final del discurso, Ballart se guardaba la sorpresa de hacer pública una importante información sobre su vida privada. Que precisamente el día anterior a su regreso a la alcaldía, había iniciado "un nuevo camino como padre. Desde ayer, con Ignasi, mi pareja, tenemos tres hijos fruto de un largo proceso de adopción. Lo explico porque creo que para ser un buen alcalde es preciso también ser un buen padre".