Los terrassenses inundan las calles en un Sant Jordi de clima veraniego 

26.04.2018 | 04:21
La Plaça Vella se llenó de terrassenses a partir de la media tarde de ayer.

Con muchísimas paradas de libros y rosas por toda la ciudad, y muchísima gente en las calles (por las del centro, se hizo dificil transitar a partir de media tarde), se desarrolló ayer la Diada de Sant Jordi en Terrassa. El intenso calor invitaba a salir, caminar, ver los libros de los puestos o sencillamente disfrutar del ambiente cultural y de la jornada.

La relación de los libros más vendidos en Terrassa por Sant Jordi siempre es dificil de establecer con rigor, porque la variedad de los títulos es inmensa, y son pocos los puestos generalistas. Pero ayer hubo un claro ganador: "Dies que duraran anys", volumen de fotografías y textos sobre los hechos del 1 de octubre de 2017, coordinado por Jordi Borràs. Absolutamente en todos los puestos y librerías consultados lo dieron como el más vendido, y con mucho, y a media tarde solo parecía quedar un ejemplar en Terrassa,en el puesto de la librería Synusia. "Teníamos un montón, pensábamos que demasiados, y solo nos queda éste", nos comentó su responsable, Maria Cardona.

Como segundo libro más vendido, en la Temerària y la Casa del Llibre coincidieron en señalar "Per la llibertat", un libro de "cartas abiertas de los presos políticos y los exiliados", y los textos que les han dirigido periodistas y escritores. En la categoría de la no ficción, las obras sobre el Procés y la actualidad política catalana coparon las ventas . En la Temerària el tercer y cuatro título de este ámbito fueron "Bon dia, son les vuit", de Antoni Bassas, y Operació urnes", de Xavier Tedó y Laia Vicens, y el quinto, "Economia en colors", de Xavier Sala i Martín, también muy solicitados ayer en general, al igual que "S.O.S. Cristians" de Pilar Rahola.

La novela: "La força d'un destí"
En el apartado de la ficción, hubo una ganadora rotunda: la novela "La força d'un destí", de Martí Gironell. En Terrassa parecían seguirle de cerca "El origen", de Dan Brown (siempre hay un best-seller anglosajón por Sant Jordi), "Las hijas del capitán", de María Dueñas, "L'home que va matar Franco", de Joan-Lluís Lluís. Y luego hay los títulos que curiosamente destacan en un solo lugar, como lo hizo "La mà que premia la meva", de Maggie O'Farrels, en la Temerària, o "La mujer en la ventana", de A.J.Finn, en la Casa del Llibre. Dos thrillers.

Sin un título nuevo de Jaume Cabré, es dificil que un autor terrassense esté entre los más vendidos a nivel general. Pero también puede establecerse un ranking local. Algunos de los apuntados en los puestos: "Les bessones de l'Eixample", de Núria Mundó, "Néixer per créixer" de Katty Sellarés, "La xocolatina", de Marta y Maria Lluïsa Magaña, "Cáncer, contigo puedo" de Anabel Arcos, "Terrassenquisme i catalanisme", de Jan Brugueras, "Epistolari a a meva filla Paulina 1936-1939", de Francesc Pi de la Serra i Mata de la Barata, "Pantocràtor", de Enric Soler i Raspall.

En libros infantiles, algunos de los títulos más adquiridos fueron "En Jordi i el Drac", en versión de Peppa Pig, "Destrossa aquest diari", "Contes de bona nit per a noies rebels", de Francesco Cavallo y Elena Favilli y los de la bloguera, "youtuber" e "influencer" Paula Gonu, muy popular entre adolescentes.

Los libreros consultados coincdieron en señalar que las ventas estaban siendo las de siempre. "El pasado año funcionó muy bien porque fue un Sant Jordi de sábado y domingo", recordaba Soledad Sánchez, de Abacus. "La mañana ha sido un poco floja, pero por la tarde se ha vendido mucho", señaló Àlex Ruiz, de la Casa del Llibre. La Temerària programa el sábado todas ls firmas de libros, de autores locales, "y nos funcionó muy bien", dijo su director Àlvar Masllorens.

La visita del Drac y lactuación de Bastoners precedieron, al final de la tarde, la exhibición castellera. Minyons descargaron su primer dos de vuit amb folre de la temporada, más el tres de vuit, el quatre de vuit y el vano de cinc. Castellers, el quatre de set, el tres de set , el cinc de set y el pilar de cinc.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook