Multiplica por cuatro la tasa de alcoholemia

11.07.2017 | 04:20

El quad que manejaba carecía de tubo de escape y el conductor acabó imputado por un delito contra la seguridad vial: multiplicó por cuatro la tasa máxima de alcoholemia. Policías Municipales encontraron el vehículo y a su conductor el domingo en mitad de la rotonda del paseo del Vint-i-dos de Juliol con la calle del Arquitecte Puig i Cadafalch. Eran las 6.30 de la mañana cuando un testigo informó a la policía de que el cuatriciclo circulaba sin tubo de escape. Unos agentes localizaron el vehículo y al individuo que lo conducía; mostraba signos evidentes de ebriedad. Las pruebas arrojaron un resultado positivo de 1,04 miligramos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook