Consejos

20.06.2017 | 04:20
La Agència de Salut Pública de Catalunya ofrece sugerencias para evitar riesgos:

Enseñar a los niños a nadar. 
 
Vigilantes. El niño siempre debe estar controlado por una persona adulta responsable. 
 
Con flotador. O burbuja o armilla. En todo caso, este elemento debe ser el correcto para cada edad y ha de renovarse de un año a otro.

Sin empujones. Evitar que los niños jueguen a tirarse al agua, a sumergirse o a lanzarse en cadena por toboganes.
 

Con valla protectora. Instalarla en piscinas domésticas. 
 
Bandera roja. Indica que el baño no es posible. La amarilla, que hay que tomarlo con precaución. Sobre todo, los niños y la gente mayor.
 
Sin alcohol. Evitar su consumo antes del baño.
 
Sin prisas. No entrar de golpe en el agua después de haber comido, de tomar mucho el sol o  de hacer deporte.
 
Consultar al médico. Si se tiene cualquier enfermedad, sobre todo si es cardiaca o circulatoria. Ante cualquier mareo, malestar o visión borrosa hay que salir del agua. 
Compartir en Twitter
Compartir en Facebook