Salud

Consejos para tener una buena salud ocular

13.06.2017 | 08:18
Llevar a cabo revisiones periódicas de la visión es necesario para mantener una buena salud ocular.

Existen medidas sencillas que la población puede adoptar para evitar problemas de salud ocular o, al menos, minimizarlos e impedir que tengan consecuencias más graves. Se trata de rutinas fáciles y de hábitos perjudiciales a evitar que destacan los especialistas del Institut de Microcirurgia Ocular (IMO).

El primer consejo básico es someterse a revisiones oculares periódicas, especialmente si la persona tiene antecedentes familiares por patologías oculares hereditarias. En el caso de los niños, la primera exploración aconsejan realizarla a partir de los 4 años.

Un momento clave para llevar un control completo de la salud ocular es a partir de los 40 años. A esta edad es cuando se activa el proceso degenerativo del ojo y comienza a aparecer la vista cansada (presbicia). También a esta edad se gestan trastornos más graves vinculados a la madurez, como la degeneración macular asociada a la edad o el glaucoma.

Desde el IMO destacan la importancia que tiene cumplir con las indicaciones del especialista, ya sea en el caso de presentar algún defecto refractivo que requiera de ciertas correcciones ópticas, como si se necesita de tratamiento médico ante cualquier cualquier patología ocular. A la vez resaltan que el paciente debe tener un papel activo en el cuidado de sus ojos.

Prevención
De igual modo, desde el Institut de Microcirurgia Ocular subrayan que el objetivo primordial debe ser centrar los esfuerzos en la prevención. Por este motivo lanzan distintas recomendaciones. Por ejemplo, utilizar gafas de sol con unos filtros adecuados, ya que la radiación solar produce unos daños acumulativos y puede favorecer que aparezca una disfunción como la degeneración macular asociada a la edad.

También resulta importante usar gafas protectoras al practicar deportes como el pádel o la natación ya que, en estos casos, los traumatismos y las irritaciones en los ojos son frecuentes y pueden evitarse.

Otro aspecto que resalta dicho instituto es que debe hacerse un uso correcto de las lentes de contacto. Y eso incluye no bañarse con las lentillas puestas, no llevarlas al dormir, no utilizarlas durante más tiempo del indicado, aparte de mantener una correcta higiene de las mismas.

Cuidados
La higiene es, de hecho, una cuestión muy importante para la salud de los ojos con independencia de si se es usuario de lentillas, o no. En este sentido, una correcta higiene incluye desmaquillarse bien, además de limpiarnos los párpados con regularidad. Hay que hacerlo de una forma suave, puesto que los párpados son estructuras muy delicadas y todas las personas deben "mimarlos".

Para cuidar las estructuras oculares no es aconsejable tener la costumbre de restregarse los dedos por los párpados. La razón es que, a corto plazo, este gesto reactiva el picor, en lugar de hacerlo desaparecer. Y, a largo plazo, debilita la córnea.

Esta sensación de escozor que hace que muchas personas se lleven la mano a los ojos se experimenta, con frecuencia, cuando alguien pasa muchas horas delante de una pantalla. Por ejemplo, ante el ordenador.

El citado escozor es una de las molestias típicas que se producen a causa de la sequedad ocular. Ante este problema, los especialistas sugieren usar lágrimas artificiales que mantengan los ojos siempre bien hidratados.

Otro consejo a tener en cuenta para cuando alguien pasa mucho tiempo delante de una pantalla es hacer descansos visuales. O, dicho de otra manera, hay que alzar la vista y mirar a la lejanía más o menos cada veinte minutos con el objetivo de relajar la mirada.

Para acabar, una recomendación de carácter general. Es que si el objetivo pasa por cuidar la salud de los ojos hay que seguir una alimentación que sea sana y equilibrada. Es decir, que resulte beneficiosa para el organismo, ya que así se previene el envejecimiento ocular.

RECOMENDACIONES

►Acudir a revisión de una forma periódica. 
►Comprobar el fondo de ojo y la presión ocular.
►Estar siempre atentos ante cualquier síntoma de enfermedad.
►Cumplir con los tratamientos prescritos por el especialista.
►Prestar atención a los antecedentes familiares.
►No restregarse las manos por los ojos y cuidar la higiene de estos.
►Proteger los ojos de la radiación solar.
►Usar gafas al practicar deporte.
►No forzar la vista.
Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas