Arranca el proceso participativo para influir en los presupuestos

30.05.2017 | 08:20
Crear un carril bici entre el Centre y los juzgados fue una de las ideas ganadoras el año pasado.

El Ayuntamiento puso en marcha ayer el proceso participativo mediante el cual los ciudadanos podrán contribuir a diseñar los presupuestos. Se trata de recoger propuestas para el Plan de Acción Municipal de 2018, la hoja de ruta del gobierno local para el próximo año. Es la segunda vez que se lleva a cabo este proceso, después de la prueba piloto del año pasado, que ha servido para perfeccionar y hacer algunos cambios.

El proceso consta de cuatro fases. La primera, que arrancó ayer y durará hasta el próximo 30 de junio, se dedicará a recoger propuestas ciudadanos e incluirá sesiones informativas y talleres para fomentar la implicación de los egarenses. A partir del próximo lunes, los ciudadanos ya podrán hacer llegar sus proyectos a través de internet (participa.terrassa.cat) y también de forma presencial en las oficinas de atención ciudadana y en el atrio del Ayuntamiento. A continuación, una comisión técnica descartará aquellas iniciativas que no sean factibles por razones legales o bien no sean de competencia municipal. Este es uno de los cambios introducidos este año. En 2016, la comisión hizo esta labor de criba después de la votación popular, de manera que se dio el caso de que las más votadas no puedieron ser tenidas en cuenta en los presupuestos por no ser de competencia municipal (incluir Terrassa en la zona tarifaria 2 o hacer gratuito el parking del Hospital de Terrassa).

El mes de julio será el momento de la validación. La junta de gobierno local determinará qué propuestas se someten a la fase de consulta, llamada de recogida de apoyos, a partir de los informes técnicos y tras valorar parámetros como que los proyectos encajen en las líneas estratégicas del plan de mandato, sean de interés general o tengan incidencia desde la perspectiva de género.

La votación, en septiembre
La tercera fase es la de votación. Durante el mes de septiembre todas las personas mayores de 16 años empadronadas en Terrassa podrán dar apoyo a un máximo de tres propuestas, a través de internet y en espacios físicos que se darán a conocer más adelante. Finalmente, en octubre, la junta de gobierno decidirá qué proyectos de entre los más votados se incorporan al PAM, una vez argumentada su decisión.

Durante el mes de junio habrá sesiones informativas para explicar el proceso y fomentar la construcción de propuestas. Son talleres gratuitos abiertos a todo el mundo. Además, la concejalía de Calidad Democrática que dirige Meritxell Lluís ofrecerá a quienes quieran asistir servicio de canguro y de intérprete de lenguaje de signos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook