La Lotería del Niño también pasa de largo en Terrassa

09.01.2017 | 04:20
Celebración en la administración 3 de Torrent, donde se vendió íntegramente el primer premio

El Día de Reyes fue un día mágico para los niños y también para los adultos. Fue el día en el que tocó abrir los regalos que dejaron sus Majestades de Oriente previa visita y recepción a la ciudad la tarde noche del jueves. Y también fue doblemente feliz para muchos adultos que les tocó la Lotería del Niño y que gracias al premio podrán cumplir con alguna de las peticiones escritas en la carta a los Reyes Magos y superar con menos estrecheces la temida cuesta de Enero.

El sorteo de Reyes volvió a pasar de largo en Terrassa igual que el del Gordo de Navidad. Al menos por lo que respecta a premios de relevancia. "El Niño" del recién estrenado 2017 fue y es valenciano. Los 90 millones del primer premio fueron a parar en su totalidad a Torrent y también en Valencia se quedaron los más de 11 millones del tercer premio, vendido íntegramente en Benetússer, así como un "pellizco del segundo premio que también viajó a la comunidad. La hermandad del Santo Sepulcro de Torrent y ciudadanos particulares son algunos de los afortunados que se van a repartir los noventa millones de euros del primer premio (08354), según explicó la gerente de la administración número 3 de aquella localidad valenciana, María José Sanfélix, que hasta ayer no había dado ningún premio de Navidad ni del Niño. El segundo premio, el 95379, fue muy viajero y llevó la suerte a 36 provincias, así como a un buen número de ciudades, entre éstas de nuevo Valencia. En Catalunya, el segundo premio dejó un millón de euros y una buena parte fue para la localidad de Moià, donde vendieron una serie completa, es decir diez décimos premiados con un total de 75 mil euros.

La titular de la administración, situada en la calle de Sant Antoni de aquel municipio, Olga, señaló que había vendido los diez décimos en ventanilla y que no sabía a quién le había podido tocar. "El número se vendió muy rápido porque es un número muy bonito", señaló emocionada, quien explicó que ella no se había quedado ninguno de los diez décimos agraciados. Otros décimos del segundo premio se vendieron en Castelldefels, Manresa, Barcelona Ciudad y en L' Escala de Girona.

El tercer premio, con el número, el 85073, fue vendido totalmente en Valencia, en concreto en la administración número 2 de la localidad de Benetússer. La comisión de fallas y los propietarios y clientes de un bar de ese municipio fueron algunos de los afortunados.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook