Permuta con la Generalitat para construir pisos de alquiler social

27.07.2016 | 04:20
Representantes del Ayuntamiento y el Incasòl, durante la firma del convenio de permuta.
Representantes del Ayuntamiento y el Incasòl, durante la firma del convenio de permuta.

El Ayuntamiento y el Institut Català del Sòl (Incasòl) acaban de rubricar el acuerdo alcanzado hace meses para intercambiar parte de su patrimonio inmobiliario. La ciudad se queda con los locales ubicados en la carretera de Matadepera, en el Pla del Bon Aire, propiedad del Incasòl, a cambio de ceder unos terrenos situados en el norte de Ca n'Aurell, donde el organismo dependiente de la Generalitat tiene previsto construir 37 pisos de alquiler asequibles.

El alcalde de Terrassa, Jordi Ballart, y el director del Incasòl, Damià Calvet, fueron los encargados de firmar el acuerdo de permuta la pasada semana. De esta forma, el Ayuntamiento se convierte en el propietario de cuatro locales situados en la carretera de Matadepera y calificados como equipamientos cívicos.

En la actualidad, parte de esos locales están siendo utilizados por la Associació Vallès Amics de la Neurologia-AVAN, a la que el Incasòl le había cedido el uso tiempo atrás.

Este gran edificio, de 2.600 metros cuadrados, acumula una larga historia de polémica a sus espaldas que han marcado su deterioro. En la época en que la Generalitat estaba gobernada por CiU, el gobierno local socialista pidió recurrentemente que se adecentará y se le diese algún tipo de utilidad. Más tarde, cuando el Govern tripartito dirigía la Generalitat, fue el entonces concejal de CiU, Josep Rull, quien criticaba el flagrante abandono del inmueble.

El intercambio de desencuentros llegó a su fin cuando el Ayuntamiento expresó su intención de adquirir el inmueble; intención que se concretó en un convenio de 2012 en el que ambas administraciones explicaban que tal adquisición se realizará mediante un trueque.

37 viviendas
A cambio de entregar este gran inmueble (valorado en casi un millón de euros), el Incasòl recibe un terreno municipal de 739,98 metros cuadrados que forma parte del Plan de Mejora del Vapor Cortés, al norte de Ca n'Aurell. En este futuro ámbito residencial, que aún no se ha desarrollado, el Incasòl tiene intención de levantar una promoción pública de 37 viviendas en régimen de alquiler asequible.situado en la calle Pi i Margall.

Además de esta finca de aprovechamiento residencial, situada en la esquina de la calle Pi i Margall con Ausiàs Marc, el Incasòl recibe también un porcentaje del 28,56% de un solar anexo destinado a zona verde, de 435,79 metros cuadrados.

Aún con esta permuta, el Ayuntamiento mantiene la propiedad de cuatro fincas más en la zona del Vapor Cortés, destinadas a viviendas (protegida y de régimen libre) y a equipamientos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook