La campaña antiincendios se vuelca en la seguridad del entorno

06.07.2016 | 04:20
La campaña antiincendios se vuelca en la seguridad del entorno
La campaña antiincendios se vuelca en la seguridad del entorno

La campaña de prevención de incendios forestales en Terrassa ha arrancado con la vista puesta en el entorno natural. Las condiciones climatológicas (un invierno seco y una primavera de chubascos intermitentes que han disparado la vegetación) mantienen a los servicios de emergencias en alerta, pendientes de la evolución de la meteorología las próximas semanas.

En este contexto, la campaña municipal antiincendios se centra en la coordinación de los servicios municipales y los dispositivos de emergencias de Policía Municipal, Protección Civil, Mossos d'Esquadra, Bombers de la Generalitat y ADF.

Este verano, la campaña municipal se estructura en tres grandes ejes: construcción y mantenimiento de las infraestructuras clave para una intervención rápida en caso de incendio; el apoyo al dispositivo de vigilancia; y la sensibilización de la población.

Franjas perimetrales
"Entre el año pasado y este -explicó el alcalde Jordi Ballart durante la presentación de la campaña- hemos adecuado más de 27 hectáreas de franjas perimetrales de baja combustión y se han destinado más de 220 mil euros, en cooperación con otras administraciones, a la adecuación y limpieza de franjas, caminos y bosques del entorno de la ciudad".

Durante el último año, los trabajos sobre el terreno se han centrado en la apertura de dos franjas perimetrales de seguridad en las urbanizaciones de Can Gonteres y Les Martines (27 mil euros sufragados por la Diputació de Barcelona), y en la limpieza de caminos (97 mil euros). También a la mejora de los accesos a equipamientos clave, como las estaciones de saneamiento, a zonas boscosas y a Can Bonvilar.

Actuación subsidiaria
Durante el verano los trabajos continuarán con la apertura de tres nuevas franjas de seguridad en El Molinot, Can Parellada y Les Fonts. Inicialmente corresponde a las urbanizaciones afrontar el coste, pero de momento la inversión (62 mil euros) la afrontará el Ayuntamiento de forma subsidiaria.

La administración local también volcará esfuerzos este verano en la sensibilización popular, poniendo énfasis en "la necesidad de cuidar los bosques. La corresponsabilidad y la colaboración es fundamental para afrontar un periodo tan delicado como el que se avecina", afirma Ballart.

El objetivo prioritario serán de nuevo las urbanizaciones más próximas a las zonas boscosas. La campaña de información llegará este verano a 25 mil hogares, en una iniciativa en la que se implicarán directamente Bombers, Agentes Rurales, Policía Municipal y Protección Civil.

El objetivo es buscar la complicidad de los residentes, informar de las pautas de prevención de incendios y de los consejos básicos de autoprotección en caso de fuego. También se revisarán los protocolos de evacuación de las personas con problemas de movilidad, labor que se llevará a cabo en colaboración con Creu Roja.

En el ámbito de la vigilancia y la prevención, el Ayuntamiento subvenciona con 12.260 euros la ADF de Terrassa, un importe que también permite financiar la actividad anual de Voluntaris Forestals.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas