Los catalanes consumirán 1,7 millones de cocas

23.06.2016 | 04:21
Los pasteleros han preparado cocas para todos los gustos.
Los pasteleros han preparado cocas para todos los gustos.

El dulce más típico de la verbena de Sant Joan y uno de los grandes protagonistas de esta noche es la coca, que año tras año va incorporando numerosas novedades. El Gremi de Pastissers de Barcelona calcula que este año se venderán cerca de 920 mil unidades en la provincia y 1,7 millones en el resto de Catalunya, lo que supone un incremento de un 2% respecto a 2015.

De media, los precios de las cocas se mantendrán entre los 16 y los 35 euros según el tamaño y el relleno, gracias a una moderación de los precios de ingredientes como los piñones. Desde el gremio estiman que las más vendidas volverán a ser las tradicionales: la de brioche con frutas confitadas y piñones, seguida de la coca de chicharrones y pasta de hojaldre y la de piñones y con relleno de crema.

Ante la proliferación de superficies donde adquirir cocas industriales, el Gremi de Pastissers de Barcelona reivindica las cocas artesanales, "sin conservantes ni colorantes, con ingredientes de calidad" y elaboradas 24 horas antes de ser consumidas. "La coca de Sant Joan de pastelería, acabada de hacer, no puede compararse con la de supermercado, elaborada de forma industrial, preparada para mantenerse durante semanas o meses en el lineal, con todo tipo de conservantes y colorantes y más azúcares que la artesanal", asegura el presidente del Gremi, Elies Miró.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook