Nike abrió ayer en Parc Vallès

10.06.2016 | 04:21
Nike abrió ayer en Parc Vallès
Nike abrió ayer en Parc Vallès

Nike abrió ayer su tienda de 2 mil metros cuadrados en la fachada más próxima a la plaza, donde antes se situaba el restaurante Udon y los helados Farggy. La nueva tienda ocupa los locales liberados por esos establecimientos y gana metros de profundidad, incorporando parte del espacio ocupado anteriormente por dos salas de cine. La cadena ha instalado en Terrassa una gran tienda en la que comercializará su oferta casual de moda, así como su colección de material deportivo y accesorios.Nike implanta una nueva estética al recinto, en la línea de la fachada de Mediamarkt. Las superficies diáfanas y acristaladas sustituyen a la clásica estética de Parc Vallès, a base de gruesas estructuras de hormigón pintado.
Nike suma su oferta a la de Mango que ya abrió a finales de mayo su outlet en la curva del recinto de Parc Vallès. La empresa de Isak Andic abrió una tienda de mil metros cuadrados al estilo de los Mango Factory Outlet. El grupo cuenta con uno de sus almacenes logísticos en la ciudad, concretamente en el polígono Colon, lo que le permitirá aprovechar sinergias y beneficiarse de la proximidad entre el punto de stock y la superficie de venta.
La nueva apertura comercial se inscribe en el incremento de suelo comercial que Parc Vallès está llevando a cabo desde que en 2011 el Govern cambió su calificación y consideró que se encontraba en trama urbana.
Con la apertura de nuevas tiendas, Parc Vallès alcanzará los 16 mil metros cuadrados de oferta comercial, lo que supone un 30 por ciento de los 57 mil metros cuadrados de que dispone el parque.

No más párking de momento
Los cambios de usos, sin embargo, estaban sujetos a un plan de movilidad que ya fue aprobado mediante un convenio con el Ayuntamiento. El paquete de medidas incluye la instalación de semáforos en el cruce de la carretera de Rubí ( ya están instalados), la pacificación de la rotonda más próxima, la ampliación de aceras y el refuerzo de dos líneas de bus, la 8 y la 9. Parte de la inversión, que incluye también un refuerzo de la señalización, la sufraga el parque.
La implantación de grandes marcas aumentará el flujo de visitas a Parc Vallès, que de momento no tiene previsto aumentar su oferta de parking. El objetivo, comentan desde la gerencia, es que buena parte de los usuarios acudan a pie o en transporte público. El complejo asegura que hoy
sobran plazas de aparcamiento en el recinto. Sólo en horas punta se registran colapsos. Para afrontarlos, Parc Vallès llegó a un acuerdo con Decathlon que le permite utilizar puntualmente su zona de aparcamiento.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook