Sucesos

Caen dos bandas que asaltaban viviendas

19.05.2016 | 08:20
Uno de los detenidos en la operación de los Mossos d´Esquadra.
Uno de los detenidos en la operación de los Mossos d´Esquadra.

Una de las bandas de ladrones en viviendas que han actuado en los últimos meses en Terrassa ha sido desarticulada por los Mossos d'Esquadra. Los delincuentes estaban especializados en la modalidad del "bumping", consistente en asaltar casas forzando las cerraduras con llaves maestras.

La policía autonómica informó ayer de los operativos que se han saldado con el desmantelamiento de dos grupos, al parecer no vinculados entre sí. Uno de ellos había ejecutado, cuando menos, un golpe en Terrassa. Los dispositivos que desembocaron en las detenciones de los sospechosos, nueve tipos, se llevaron a cabo el 10 de mayo pasado. Según la policía, el Àrea d'Investigació Criminal de los mossos seguía los pasos de los delincuentes tras conocer que se habían asentado en la demarcación metropolitana de Barcelona.

Catorce robos
Hasta que las indagaciones culminaron, habían perpetrado catorce robos con fuerza. Ocho una banda, seis la segunda, la que operaba en Terrassa. Eran finos en el uso del "bumping", modo de entrada en domicilios mediante el cual los ladrones introducen en la cerradura una llave que golpean con un martillo hasta que cede. No dejaban rastro alguno del forzamiento.

Se cercioraban de que la casa a asaltar estaba vacía. Una vez dentro, registraban los cuartos y sustraían lo que hallasen de valor, sobre todo dinero y joyas.

Todos los detenidos de ambos grupos delictivos, excepto una persona que es de origen armenio, son de nacionalidad georgiana. De Georgia son cinco de los seis sujetos apresados por el robo en Terrassa, entre otros; el sexto es de procedencia armenia y está acusado de receptación, de comercializar objetos sustraídos a sabiendas de su origen ilícito. Los agentes que registraron los domicilios de los delincuentes confiscaron aparatos de electrónica, joyas, dinero, cerraduras y herramientas para los forzamientos. Las diligencias policiales acusan a los sospechosos de robos en Terrassa, Barcelona, Canet de Mar, Arenys de Mar, Sant Adrià de Besòs, Ripollet, Esplugues, Cornellà de Llobregat y l'Hospitalet.

Cinco de los arrestados ingresaron en prisión preventiva pero la operación no ha finalizado: la policía autonómica planea llevar a cabo más detenciones.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook