Fira Modernista

Desfilaron más coches de época que nunca, pese a la lluvia

10.05.2016 | 07:25
Uno de los vehículos que, desafiando la lluvia, participó en el desfil.
Uno de los vehículos que, desafiando la lluvia, participó en el desfil.

Un total de 53 vehículos de época, entre coches (29) y motos (24), plantaron cara a la lluvia y participaron el domingo en la exposición y posterior desfile que se llevó a cabo en Terrassa en el marco de la Fira Modernista. Esos 53 vehículos, que casi doblaron la cifra de participación de la pasada edición, supusieron la mayor cantidad de coches y motos que se sumaron al evento en los 14 años que lleva celebrándose la Fira Modernista. Lo explicó satisfecho el domingo el presidente de honor de la Escuderia Motor Atlètic Terrassa Hockey, Jaume Soler, organizador del desfile junto al Ayuntamiento de Terrassa.

"No solo es el año que más coches y motos antiguos hemos reunido, sino también el que hay más variedad", señaló Soler, pese que fallaron a causa de la lluvia cinco coches y siete motos. Al respecto, Soler explicó a modo de anécdota que "uno de los coches que ha fallado se ha quedado en Sabadell. Era uno que llevaba un toldo, al que la tromba de agua se lo ha destrozado y se ha tenido que dar la vuelta".

La cita comenzó bien temprano (a partir de las nueve de la mañana) en la Rambla d'Egara, a la altura del Portal de Sant Roc, donde fueron llegando los coches de época, y en el Raval de Montserrat (frente al Ayuntamiento), donde lo hicieron las motos. Allí permanecieron hasta las 11.30 de la mañana, mientras los participantes desayunaban en los pórticos de la plaza de Salvador Espriu rigurosamente vestidos de época modernista.

Luego, los que pudieron (el agua y la humedad provocó que algunos vehículos no arrancaran) iniciaron su recorrido hasta Ullastrell, volvieron a Terrassa, se pasearon por las avenidas de la ciudad, y finalmente dejaron los coches y las motos en exposición en la Rambla d'Egara, delante del Museu de la Ciència i la Tècnica, para acabar todos los participantes comiendo en el Centre Cultural.

El más antiguo
Un Rochet Schneider Coupe Devil descapotable de 1908 fue el coche participante más antiguo, mientras que en el apartado de las motos, lo fue una Matchlees H con sidecar de 1920. La curiosidad: un vehículo de bomberos (un Ford T) de 1924. No faltaron tampoco los Rolls-Royce, uno de 1935 y otro de 1937; dos Fiat Balilla (uno Cabriolet ) de 1930 y 1932 ; varios Ford de los años 20 y 30 o dos Mercedes también de los años 30. En el apartado de las motos, hubo una única Harley Davidson de 1939, muchas BMW y otras marcas como Ravat, Monet Goyon, DKW, Norton, BSA, Triumph Tiger o Levys.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook