La tormenta causó apagones en casas y calles

26.04.2016 | 04:21

No hubo sólo estrépito y aguacero. La caída de un rayo durante la tormenta del sábado dejó sin suministro eléctrico a decenas de vecinos de Can Parellada.

Eran las seis de la tarde cuando un vecino de la calle de Holanda llamó a la Policía Municipal e informó de una explosión. La había oído en el patio de luces de su bloque de pisos. Una dotación policial se presentó en el edificio y comprobó que la explosión percibida respondía al estruendo de un rayo que causó daños; que provocó un apagón en, al menos, cuatro bloques de viviendas, según indicó la Policía Municipal. Los vecinos comunicaron la incidencia a una compañía de suministro eléctrico.

Endesa señaló ayer que la cifra de abonados perjudicados fue de veintidós. La avería, según un portavoz de esta compañía eléctrica, se debió al daño ocasionado por la tormenta en un fusible que un equipo de operarios sustituyó.

Alumbrado público
La tormenta del sábado dejó sin alumbrado público también otras zonas de Terrassa, como la plaza del Triomf y alrededores (Sant Pere), la calle de Mura (Les Arenes-La Grípia-Can Montllor), la avenida de Jaume I (en su lado derecho, en sentido ascendente) y el barrio de Can Boada del Pi. La policía local dio aviso acerca de las anomalías a la empresa encargada del mantenimiento de la red de alumbrado.

Durante el episodio de lluvia las tapas de alcantarillado saltaron, como es habitual, en diversos tramos de la avenida del Vallès, lo que acarreó problemas de tráfico a partir de las 6.30 de la tarde. Un vehículo resultó con desperfectos al ser golpeado por una de esas tapas. La policía lo constató.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook