Un corte de madera en unas obras provoca una alarma de incendio

06.04.2016 | 04:21

Bomberos, ambulancias y unidades de la Policía Municipal acudieron el lunes por la tarde a un edificio del paseo del Comte d'Ègara debido a una alarma de incendio que resultó ser falsa. Alguien llamó al 12 porque olía a quemado y había visto humo, que en realidad era polvo. Olor y polvareda procedían de los trabajos de unos operarios que estaban cortando madera en un local en obras. Los servicios de emergencias levantaron el operativo. Las tres dotaciones de Bombers regresaron a sus instalaciones y la Policía Municipal reabrió el tráfico en el paseo, que había cortado a la altura de la calle de García Humet.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook