ALBA inicia una campaña para abordar la violencia familiar

06.04.2016 | 11:50
La iniciativa se presentó ayer al mediodía en las instalaciones de la entidad.
La iniciativa se presentó ayer al mediodía en las instalaciones de la entidad.

La Associació ALBA, una entidad sin ánimo de lucro que atiende a personas que presentan problemáticas asociadas a las adicciones, ha puesto en marcha el proyecto "Contra la violencia familiar", una campaña para luchar contra esta violencia, desde la prevención y la atención a las víctimas y los agresores. Con esta nueva iniciativa, la asociación quiere "abordar la violencia familiar y romper la cadena que se transmite de padres a hijos".

La entidad no destinará una partida económica específica a esta campaña sino que sufragará su coste con los recursos de los que ya dispone. El objetivo es aprovechar la infraestructura y el equipo terapéutico y asistencial ya existente para realizar tareas de prevención y tratamiento integral tanto con las víctimas como con los agresores y sus familias, ofreciéndoles un tratamiento y un seguimiento continuado. Aun así, ALBA busca el apoyo social, institucional y económico de entidades y empresas que quieran sumarse a la incitativa. Aunque no quieren ninguna subvención porque en palabras del presidente de la asociación, Enric Riverola, "debe ser Terrassa y la gente de Terrassa quien logre combatir este pecado colectivo" sí quieren "involucrar a todos los sectores para llevar la campaña a buen puerto", como explicó Lluis Puig. En este sentido, buscan la colaboración de comercios, entidades y empresas, a quienes piden que coloquen la pegatina de la campaña en un lugar visible y hagan, en la medida de los posible, aportaciones económicas de forma mensual. A cambio, les darán visibilidad a través de su presencia en una nueva revista que la entidad prevé publicar de forma periódica.

Atención a víctimas y agresores
Aunque el título de la campaña indica que es contra la violencia familiar, la asociación entiende este concepto como la violencia de laque puede ser objeto cualquier miembro de la unidad familiar, incluyendo los casos que se den fuera del ámbito doméstico. Así pues, este nuevo servicio está dirigido a personas que hayan sufrido episodios de violencia física, psicológica, sexual o económica en cualquier entorno (familiar, laboral o escolar).

La entidad tratará estos casos tanto con la víctima como con el agresor y, si hace falta, con la familia, pero de forma separada y con total confidencialidad. Lo hará a través de terapias individuales y de grupo, orientaciones familiares y un servicio de inserción laboral. En las terapias se tratarán temas como las creencias, los valores, las pautas educativas y los estigmas.

Los casos que así lo requieran serán derivados a los servicios correspondientes. Respecto a la violencia de género, la directora del centro de día de la asociación, Ester Pérez, considera que se está haciendo un buen trabajo desde servicios sociales. En este sentido, explicó que las personas que se acerquen a la Associació ALBA pidiendo ayuda porque sufren maltratos por parte de su pareja serán derivadas a Casa Galeria.

Los profesionales de ALBA también llevarán a cabo actividades de prevención como charlas y talleres en empresas y escuelas. Se pondrá especial énfasis en el mobbing, el bulling y la detección de casos de violencia en el hogar.

Según Pérez, "entre un 25 y un 30% de los usuarios de ALBA han sufrido algún tipo de violencia a lo largo de su vida". Además, la entidad, ha percibido un incremento de los casos de violencia familiar. Por este motivo, han decidido poner en marcha esta campaña. El presidente de la asociación, Enric Riverola, que pidió la colaboración de la sociedad terrassense, considera que se trata de "una lacra social en la que todos debemos colaborar para acabar con ella".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas