La Síndica quiere que se pueda multar siempre a los que aparquen indebidamente en una plaza reservada

10.03.2016 | 14:45
Estacionamiento reservado a personas discapacitadas en un párking comercial
Estacionamiento reservado a personas discapacitadas en un párking comercial

Hacer posible que la Policía Local pueda multar, también en los centros comerciales, a los conductores que aparcan sus coches en un espacio reservado para las personas discapacitadas. Es el objetivo que esta mañana se ha propuesto la Síndica Municipal de Greuges de Terrassa, Isabel Marquès, en una rueda de prensa organizada por la entidad egarense Prou Barreres! en el Parc Vallès.
Dicha asociación, que trabaja por la igualdad en derechos y oportunidades de las personas discapacitadas, ha organizado la convocatoria a raíz de conocer, a través de Diari de Terrassa, una sentencia judicial que anulaba la sanción a un coche que estacionó en una plaza para discapacitados de Parc Vallès. La multa, la había impuesto la Policía Local de Terrassa, y la sentencia judicial indicaba que el Consistorio no tiene potestad para imponer sanciones en un recinto comercial, y por tanto privado, sino solo en calles y plazas de la vía pública.
Marquès ha anunciado que trabajará con el Ayuntamiento de Terrassa y los colectivos afectados para formular una propuesta que llegue a las administraciones (tanto a la Generalitat como al Gobierno) que permita a los Consistorios multar ante una actitud incívica como la descrita.

La Síndica ha aludido a un decreto de la Generalitat de 2002 como base legal para la futura petición. El decreto, sobre desplazamientos de personas con movilidad reducida, indica que los entes locales deben "velar porque se respeten las reservas de aparcamiento, públicas y privadas, estableciendo y ejecutando las correspondientes medidas sancionadoras". Para Marquès, "ahora hemos de empezar a establecer cuáles son esas medidas".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook