Ensenyament niega que decida de modo unilateral

08.03.2016 | 08:09
Camisetas amarillas y negras en defensa de la pública.
Camisetas amarillas y negras en defensa de la pública.

El departamento de Ensenyament ha querido dar respuesta a la preocupación de las comunidades educativas, entre éstas la de Terrassa, por el cierre de líneas de P3 para el próximo curso. El mismo departamento argumenta que la caída de la natalidad es clara y que, por tanto, hay que reordenar el número de plazas en función de una demanda que va a menos. Ensenyament reitera que "la planificación se realiza hablando con los ayuntamientos de los municipios afectados" y niega que tome "decisiones unilaterales". Con respecto al número de líneas ha explicado que "este tema no está cerrado" y que "no podemos dar el nombre de colegios concretos donde se reducirán líneas". Hasta la fecha, en Terrassa, todo apunta a la supresión de seis grupos pero cabe matizar que ni Serveis Territorials de Ensenyament ni el departamento han hecho esta información de un modo oficial a la espera de anunciarlo con vistas a la preinscripción del nuevo curso.

De cerrarse seis líneas serán siete de P3 las que se habrían eliminado en la escuela pública en dos cursos. Como se recordará el curso pasado se cerró un grupo en la Escola Marià Galí de Can Boada por lo que este colegio pasó de dos a uno. Los cierres se sumarían a otros que se llevaron a cabo en la preinscripción de 2013-14 por una bajada demográfica aunque no tan pronunciada como ahora.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook