El divorcio puede aumentar el riesgo de infarto, en especial en las mujeres

16.02.2016 | 09:03
La ruptura de una pareja puede tener efectos cardiovasculares.
La ruptura de una pareja puede tener efectos cardiovasculares.

Con motivo de la celebración, este pasado domingo, día 14 de febrero, del Día de San Valentín, la Fundación Española del Corazón (FEC) emitió una nota pública para recordar cómo el estado amoroso de una persona puede influir en su salud cardiovascular.

Concretamente, hace referencia al estudio "Asociación entre el divorcio y los riesgos en relación al infarto de miocardio", publicado el pasado año en la prestigiosa revista "Circulation: Cardiovascular Quality and Outcomes" y que señala la relación entre estar divorciado y el riesgo de padecer un infarto agudo de miocardio. Así, la investigación realizada en Estados Unidos, y que incluyó a 15.827 personas, analizó la relación entre el estado civil de una persona y su riesgo de padecer un infarto.

"La principal conclusión del estudio y la que llama más la atención es que, mientras se sabe que los infartos afectan más a los hombres que a las mujeres, el divorcio como factor de riesgo de esta enfermedad es más común entre ellas", afirma el doctor Lorenzo Silva, secretario general de la FEC. Concretamente, el estudio muestra que las mujeres que actualmente están divorciadas tienen una probabilidad 1,52 veces mayor de padecer un infarto que las mujeres casadas, mientras que el aumento de la probabilidad en el caso de los hombres es de 1,26 veces.

Otro dato a tener en cuenta es que mientras que en el caso del hombre el volver a casarse reduce este riesgo, en el de la mujer este riesgo sigue manteniéndose. Así, las mujeres divorciadas que vuelven a casarse tienen una probabilidad 1,35 veces más alta de sufrir un infarto que las mujeres casadas

Sobre el uso de estos resultados, el secretario general de la FEC opina que "se trata de un indicador más del papel que juega el estrés en nuestra salud. Creo que sería interesante considerar el estado amoroso de una persona a la hora de valorar su riesgo cardiovascular".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook