El PP se pone al lado de la Policía Municipal en su conflicto con la CUP

12.01.2016 | 04:21

El PP de Terrassa acusa al alcalde, Jordi Ballart, de dejadez de funciones en el caso de la demanda de policías locales contra la concejal de la CUP, María Sirvent, y ha expresado su apoyo a la Policía Municipal en este litigio.

Los populares expresan su reconocimiento "a la importante labor que desarrolla y viene desarrollando la Policía Municipal de Terrassa, entre otros ámbitos, para garantizar la seguridad ciudadana, para garantizar la convivencia y en la protección del libre ejercicio de nuestros derechos y libertades". Un grupo de policías, respaldado después por la asamblea, ha presentado una demanda contra la concejal de la CUP por injurias y calumnias vertidas en un pleno. El PP considera "sorprendente" la pasividad del equipo de gobierno "frente a las barbaridades" soltadas "desde la formación antisistema de extrema izquierda de la CUP respecto a nuestra policía".

Pasividad
Si el gobierno no defiende a la policía, "ya lo hacemos nosotros", dicen los populares, que reclaman al alcalde y su gobierno que defiendan a la policía y afean a los socialistas su pasividad, cuando no complicidad en algunos casos, con la extrema izquierda en la ciudad y en Catalunya. "Mientras en Francia el socialismo se ha sacrificado para frenar a la extrema derecha, en España el socialismo pacta y le ríe las gracias a la extrema izquierda", señala el Partido Popular.

La edil de la CUP pidió en el pleno de julio pasado la disolución del grupo de intervenciones especiales de la policía, por entender que actuaba como una unidad de "represión política". Quince agentes han demandado a Maria Sirvent.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook