SALUD

Diabetes: una epidemia de fácil prevención

08.12.2015 | 04:23
La persona diabética debe inyectarse insulina diariamente para poder controlar los niveles de azúcar.
La persona diabética debe inyectarse insulina diariamente para poder controlar los niveles de azúcar.

En el año 2014 ya afectaba a un 9% del total de población mundial adulta y hoy día se ha convertido en una cuestión preocupante para la sociedad moderna. En Catalunya, se calcula que afecta aproximadamente al 14% de la población, la mitad de la cual lo desconoce. Es por esta razón que ya es considerada una auténtica epidemia de nuestro siglo. Como entidad activa para la sensibilización contra la diabetes y la obesidad, el centro médico CEMU colabora en la campaña de "La Marató de TV3" con una consulta gratuita a todas aquellas personas interesadas.

La diabetes es una afección crónica que se produce cuando el organismo pierde la capacidad de producir insulina o de utilizarla de manera eficaz. La insulina es una hormona producida por el páncreas, que actúa regulando los niveles de azúcar en sangre, ya que permite la entrada a la célula para su transformación en energía. El efecto de una diabetes no controlada es la hiperglucemia (aumento de los niveles de azúcar). Esto conlleva una intoxicación por glucosa que con el tiempo daña gravemente muchos órganos y sistemas.

Entre los diferentes tipos de diabetes la de tipo I está asociada habitualmente a una edad infantil-juvenil, en que el sistema inmunitario ataca las células productoras de insulina del páncreas obligando al enfermo a inyectarse insulina diariamente.

La mayoría de casos de diabetes, sin embargo, son del tipo II (el 90% en todo el mundo según la OMS), y la obesidad es una de las causas principales. Según el doctor Miquel Utset, director médico de CEMU, la obesidad no consiste sólo en tener un peso superior al recomendado, sino en acumular un exceso de grasa en órganos como el hígado, el corazón y el abdomen. Este tipo de diabetes aparece principalmente por el efecto de la inactividad física, una alimentación inadecuada y al exceso de peso, entre otros factores. Es una enfermedad muy frecuente en la edad adulta aunque se estima que el índice de obesidad entre la población infantil se ha triplicado en los últimos 15 años debido al estilo de vida actual, más sedentario y opulento. Se sabe que un niño obeso acabará siendo un adulto enfermo.

¿Qué síntomas presenta?
Los estadios iniciales de diabetes tipo 2 no manifiestan sintomatología por lo que se considera una enfermedad silente. La OMS prevé que en 2030 la diabetes sea la séptima causa de mortalidad en el mundo. Es una enfermedad silenciosa, pero sus efectos son muy nocivos para la salud. Aumenta el riesgo de cardiopatía y accidente vascular cerebral o ictus y de desarrollar también úlceras en los pies. Es de las principales causas de insuficiencia renal severa.

Por ello, las personas con tres o más factores de riesgo "es importante que se realicen un control de glucemia en ayunas y después de una comida, para descartar la enfermedad", apunta el doctor Utset.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas