El "Sons del temps" cierra también con un balance al alza

24.09.2015 | 04:23
"Lux Aeterna" se pudo ver en las instalaciones del Parc Audiovisual.
"Lux Aeterna" se pudo ver en las instalaciones del Parc Audiovisual.

La oferta musical arrancó con la propuestas de musica clásica y antigua que integraron el III Festival d'Estiu de la Seu d'Ègara, organizado por el Ayuntamiento de Terrassa y la Orquesta de cámara Terrassa 48, y continuó con el ciclo "Sons del Temps", que por octavo año consecutivo llevó conciertos de diferentes estilos a espacios destacados del patrimonio histórico-artístico de la ciudad.

El III Festival d'Estiu de la Seu d'Ègara incluyó un concierto centrado en la tenora, con músicas de compositores catalanes del XVIII, que incluyó el estreno de una obra de M. Casellas para tenora y orquesta de cámara. El concierto "Música al teu gust" ofreció un exquisito menú de obras a la carta, es decir, que los asistentes pudieron elegir las piezas a interpretar. El evento se cerró con el espectáculo "Carles Cases diu Llach", con una gran carga emotiva, que fue muy bien recibida por el público. En total el festival reunió a 298 espectadores, cifra cercana a los 338 contabilizados el año pasado.

Los más concurridos
Por su parte, el ciclo "Sons del Temps" incluyó un conjunto de propuestas muy variadas. La Venecia del siglo XVIII, el romanticismo del siglo XIX, o la fusión entre música antigua catalana y oriental fueron algunas de las propuestas de este año. Los conciertos con más público fueron los que tuvieron lugar en el convent de Sant Francesc, es decir, "Música del 1713", el concierto conmemorativo de los hechos del 4 de septiembre, e "Il viaggio de Dominico", del ensemble de música antigua del CEM.

Entre las novedades de esta edición hay que destacar la inclusión de la capilla del antiguo Hospital del Tórax, entre los escenarios del festival, con el espectáculo "Lux Aeterna", un concierto a caballo entre el ciclo "Sons del Temps" y un certamen de música y cine del Barcelona Clàssic Concert, formación dirigida por el polifacético músico terrassense Joan Martinez Colàs. El balance cuantitativo del ciclo se cerró a la alza, con 899 espectadores, 51 más que el 2014.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook