El convento de Sant Francesc recuerda a los fallecidos en 1713

05.09.2015 | 08:08
El acto oficial en el convento tuvo su punto álgido con el concierto de Hinojosa y Mazer.
El acto oficial en el convento tuvo su punto álgido con el concierto de Hinojosa y Mazer.

Como cada año, el Ayuntamiento de Terrassa organizó un acto institucional para conmemorar una fecha tan señalada. Y como es habitual, lo realizó en el Convent de Sant Francesc d'Assís, lugar en el que muchos ciudadanos se escondieron de las tropas del mariscal Feliciano Bracamonte aquel fatídico 4 de septiembre de 1713.

Antes de las siete de la tarde (hora en que estaba previsto el inicio de la conmemoración) el convento se fue llenando de ciudadanos que querían participar del acto. Tampoco faltaron personalidades del mundo de la cultura así como de la política, como el alcalde de la ciudad, Jordi Ballart, el concejal de Cultura, Jordi Flores, así como otros miembros de la corporación Municipal.

El presidente de la Societat Coral Joventut Terrassenca (Coro Vell), Antoni Justo, fue el encargado de leer el Manifiesto Conmemorativo de los Hechos Históricos. Un documento redactado por la historiadora Mariona Vigués y que recordó los hechos que vivió Terrassa desde la noche del 3 de septiembre de 1713 hasta el día siguiente. "En julio de 1713 las tropas de Felipe V iniciaban el sitio de Barcelona con la intención de someter a los catalanes. Muchas páginas se han escrito sobre el coraje de Barcelona durante todo el año que sufrió este sitio, pero bien pocas sobre el sacrificio de muchas otras vilas y pueblos de Catalunya en defensa de las libertades e instituciones catalanas". El parlamento contó con la lectura de algunos de los que fallecieron ese día, "luchando por sus derechos" según rezaba el manifiesto, y que constan en un documento recuperado del Archivo de la Parroquia del Sant Esperit. Entre ellos se encontraban olleros, payeses, tejedores y hasta un niño de unos ocho años así como un cirujano.

El acto finalizó con el concierto Música en l'entorn de 1713, a cargo de la soprano Maria Hinojosa y Esteban Mazer. Fue una actuación de carácter barroco, con la voz y el clave como instrumentos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook