Convenio para ofrecer ayuda y acogida a los refugiados sirios

05.09.2015 | 09:52
Ballart, flanqueado por Gàllego (izquierda) y Puig y Casajuana, ayer en rueda de prensa.
Ballart, flanqueado por Gàllego (izquierda) y Puig y Casajuana, ayer en rueda de prensa.

El Ayuntamiento de Terrassa y el Col·legi d'Advocats se han sumado al alud de consistorios y entidades que han mostrado su predisposición a ayudar a los refugiados sirios que se agolpan a las puertas de Europa huyendo de una guerra que ya dura cinco años. Por eso, el alcalde, Jordi Ballart, y el decano del Col·legi d'Advocats de Terrassa, Ignasi Puig, firmaron ayer un convenio de colaboración para atender las necesidades de asistencia, acogida y acompañamiento de los refugiados sirios.

El acuerdo fue presentado por Ballart y Puig en una rueda de prensa en el Consistorio, con la presencia también del presidente de Creu Roja Terrassa, Marià Gàllego, y el vicepresidente del comité catalán de Acnur (Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados), Josep Casajuana, en un intento por "visualizar la unidad de acción" de las entidades solidarias egarenses y "para dar respuesta desde Terrassa a la grave crisis migratoria que vivimos en las fronteras de Europa", afirmó el alcalde.

Ayuntamiento y Col·legi d'Advocats se comprometen, dice el acuerdo -que de momento nace sin dotación presupuestaria-, a "coordinar y sumar esfuerzos para dar respuesta a las necesidades de las familias refugiadas" que puedan llegar a la ciudad.

Concretamente, el Consistorio articulará un censo de ciudadanos con voluntad de colaborar en la acogida de refugiados; ofrecerá los recursos necesarios para garantizar su alimentación y alojamiento temporal y facilitará su adaptación a la ciudad en el marco de su programa de acogida.

El Col·legi d'Advocats, por su lado, ofrecerá el asesoramiento necesario a instituciones y entidades en materia de derecho de asilo, así como a los propios refugiados, acompañándolos en la gestión de la petición del estatuto de refugiado con un asesoramiento legal especializado, según reza en el acuerdo suscrito ayer.

Interés ciudadano
En cualquier caso, todavía se desconoce el número de familias sirias que llegarán a Terrassa (aún hay que definir los cupos a nivel europeo, español y catalán), pero "vendrán familias a la ciudad con toda seguridad", pronosticó ayer Gàllego. El alcalde dijo que el albergue municipal para personas sin techo situado en el antiguo edificio del Acondicionamiento Terrassense o pisos de la empresa municipal de vivienda Somuhatesa podrían albergar a los refugiados.

El primer edil afirmó que con la firma de este acuerdo "queremos lanzar desde Terrassa un mensaje de esperanza y unidad"; desveló que el Ayuntamiento ha recibido numerosas llamadas de ciudadanos para ayudar a los refugiados -"la gente quiere colaborar de cualquier manera", comentó-, y criticó la actuación europea en esta crisis al decir que "sentimos vergüenza e indignación por no estar a la altura de las circunstancias".

La rueda de prensa, que se realizó en la tarde de ayer, también contó con la presencia de la teniente de alcalde de Derechos Sociales y Servicios a las Personas, Rosa Maria Ribera, y la concejal de Solidaridad y Cooperación Internacional, Maruja Rambla.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook