El número de viajeros crece un 45,2% el primer día del Metro

31.07.2015 | 04:20
Una usuaria abandona la estació Vallparadís Universitat.
Una usuaria abandona la estació Vallparadís Universitat.

Las primeras estadísticas revelan que el Metro de Terrassa arranca con buen pie. Ayer fue el primer día de funcionamiento ordinario para la prolongación hasta Can Roca y las cifras de viajeros apuntan a un incremento muy significativo. A las diez, FGC contabilizaba 3.211 viajes en las estaciones de Terrassa, donde hace exactamente un año, un miércoles de julio laborable como el de ayer, el número de pasajeros era de 2.565. La diferencia de 646 usuarios más supone un incremento de demanda del 25,1 por ciento y una muy buena noticia para el rodaje veraniego del metro. A las cuatro de la tarde el incremento de usuarios ya era del 43,6 %, y a las 7, el número de viajeros había crecido hasta el 45,2 por ciento. De las tres estaciones la que registró mayor movimiento fue la de Vallparadís Universitat con 1.270 usuarios, seguida de Terrassa Nacions Unides con 930 y de Terrassa Estació del Nord con 567. La estación de  Terrassa Rambla, que era el final de la línia S1 hasta ahora, registró 4.753 viajeros.
Una parte de los usuarios seguían accediendo al tren para conocerlo y visitar las estaciones, pero el grueso de los pasajeros había tomado nota de los horarios, los precios y las correspondencias y viajaban por motivos personales o profesionales.
La de ayer fue una jornada relativamente tranquila. La primera ruta regular se vio alterada minutos antes de las ocho de la mañana por la avería de un tren en Les Fonts. La S1 circuló fuera del horario habitual durante casi una hora, periodo en que los convoys se vieron obligados a circular por una sola vía hasta Rubí. El servicio quedó restablecido a las 8.49.

Al margen de esta incidencia, las nuevas estaciones de FGC recobraron ayer la tranquilidad tras la multitudinaria fiesta inaugural. Trascendió que 9.500 personas participaron en la campaña de puertas abiertas, visitaron las estaciones y estrenaron el recorrido. La cifra supone justo la mitad de los 19 mil viajeros que Ferrocarrils calcula que cada día utilizarán el trayecto Rambla-Can Roca. Con la prolongación, la primera que afronta FGC desde que es empresa pública, la compañía espera alcanzar los 5,5 millones de viajes anuales en la S1. La mayor demanda la registrará Vallparadís Universitat (1,5 millones), seguida de Rambla (1,3 millones), el intercambiador con Renfe (1,1 millones), Can Roca (585.386) y Les Fonts (381.354).

El dato: 9.500 son los ciudadanos que visitaron las estaciones y viajaron en tren el martes, durante la inauguración.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook