La bombona de butano baja un 5 %, hasta los 13,42 euros

14.07.2015 | 04:20
Un hombre lleva unas bombonas de butano.
Un hombre lleva unas bombonas de butano.

La bombona de butano tradicional (12,5 kilos) cuesta hoy un máximo de 13,42 euros, lo que supone un descenso del 5 % respecto a su precio actual (14,12 euros) y del 23,3 % respecto al que marcaba a comienzos de año (17,5 euros).
El Boletín Oficial del Estado (BOE) publicó ayer la orden de Industria por la que se actualizan los precios de los gases licuados del petróleo envasados (butano y propano) y que recoge un alza de los costes de comercialización de casi el 2 %
Los precios del butano se revisan bimestralmente y en la revisión de mayo, el Ejecutivo aseguró que el déficit que existía la comercialización de la bombona se había eliminado totalmente y se saltó, excepcionalmente y por segunda vez consecutiva, el límite de que el precio varíe más de un 5 % (al alza o a la baja).
Según han explicado fuentes de la Asociación de Operadores de Gas Licuado de Petróleo (AOGLP), en esta ocasión hay superávit y el precio debería haber bajado el 6,9 %, aunque debido al citado límite, la rebaja se quedará en el 5 %.
Por otra parte, los distribuidores consideran insuficiente el alza aplicada en los costes de comercialización, que habitualmente se revisan en julio, y consideran que no se ajustan a la situación actual, en la que se distribuyen 70 millones de bombonas frente a los 150 de hace diez años.
En este sentido, han explicado que el Gobierno ha pedido a la Comisión Nacional de los Mercados y de la Competencia (CNMC) que elabore un informe para revisar el cálculo de dichos costes con los que ser remuneran a las compañías distribuidoras, que han pasado de 800 a 200.
Para el cálculo de los precios se tienen en cuenta factores como las cotizaciones internacionales de la materia prima, los fletes, el tipo de cambio o los costes de comercialización; con una limitación del 5 % de subida o bajada, vigente desde hace dos años.
El Gobierno congeló la bombona de butano en 17,5 euros durante un año y, posteriormente, prorrogó el precio en varias ocasiones a pesar del encarecimiento de la materia prima, lo que generó un déficit en el sector.
Este déficit acumulado empezó a reducirse cuando bajaron las cotizaciones internacionales del crudo y gracias a que el precio de venta se mantenía congelado.
En la revisión de marzo, Industria cambió la ponderación de las cotizaciones internacionales para adaptarla "a la realidad actual del origen del producto" y permitió eventualmente "saltarse" el límite del 5 %.
Según comunicó en mayo, dicho límite volvería a estar vigente en la revisión de julio "con el fin de dar estabilidad de precios al consumidor".
La fórmula de precios se aplica a las bombonas que utilizan habitualmente los hogares, con una carga de entre 8 y 20 kilos y una tara de más de 9 kilos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook