Campaña

01.03.2019 | 04:00
Campaña

EDITORIAL

El Ayuntamiento se ha puesto al frente de la reivindicación ciudadana sobre la injusticia que significa que Terrassa esté en la zona tarifaria 3. "Volem Terrassa Zona 2" será el lema de la campaña que se visualizará a través de cartelería diversa, tarjetones y mensajes en las redes sociales. Pretende el Ayuntamiento sumar voluntades en torno a una reivindicación que encontrará sin duda el apoyo de los terrassenses, especialmente los usuarios del transporte público.

Las acciones que se han llevado a cabo hasta el momento, al margen de las iniciativas de particulares en Change. org, que, por cierto, significó la evidencia del malestar de muchos terrassenses con este histórico agravio, ha sido esencialmente de tipo institucional. El pleno municipal ha aprobado diversas iniciativas en el sentido de reclamar a la Generalitat un cambio en la zona tarifaria. El propio alcalde se movilizó no hace demasiadas semanas como consecuencia de la incorporación de una serie de municipios a la zona 1 desde la zona 2, dirigiendo cartas al conseller Calvet y a la alcaldesa Colau, como presidenta del Àrea Metropolitana de Barcelona, pero no parece que se haya registrado ningún resultado, ni siquiera si se ha recibido respuesta desde la Generalitat o desde la AMB.

La campaña "Volem Terrassa Zona 2" es una herramienta más. Esperemos que se trate de una campaña sólida y que busque la eficacia a través de formas diversas, incluyendo la movilización de la ciudadanía, que es la única manera de que disponemos para que este tipo de iniciativas sean efectivas. El consistorio corre el peligro de que a las puertas de las elecciones municipales pueda considerarse que su campaña sea oportunista. De la búsqueda de la eficacia dependerá que esa opinión no se instale en la opinión de los terrassenses.

En cualquier caso, al menos servirá para concienciar, si cabe todavía más, a los usuarios del transporte público de que Terrassa está sometida a un agravio sostenido en el tiempo y que la tan prometida T-Mobilitat es por el momento una quimera que tiene escasas posibilidades de desarrollarse a corto plazo ante un Govern de la Generalitat sin presupuestos y sin perspectivas de tenerlos.

La arquitectura de la zona tarifaria es, sin ninguna duda una afrenta para los terrassenses, porque no tiene una estructura lógica y no puede ser que seamos tan insignificantes que no llegue de la Generalitat ni tan siquiera una respuesta.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook