CaixaBank cerrará 821 oficinas en 3 años

30.11.2018 | 17:58
Una de las oficinas de la red de CaixaBank en Catalunya.

CaixaBank prevé reducir en los próximos tres años 821 oficinas urbanas, un 18% de la red actual, lo que implicará un importante ajuste de plantilla que la entidad ha evitado concretar. CaixaBank quiere seguir creciendo, y apuesta por la digitalización y por ofrecer el mejor servicio a los clientes, pero este objetivo pasa por el redimensionamiento de su red comercial, uno de los ejes del nuevo plan estratégico 2019-2021, que el presidente del banco, Jordi Gual, y el consejero delegado, Gonzalo Gortázar, presentaron ayer en rueda de prensa a analistas e inversores en Londres. CaixaBank, que tenía 5.358 oficinas en 2014, tanto urbanas como rurales, prevé cerrar este año con 4.461 sucursales y situarse en 2021 con 3.640.

Este ajuste se canalizará principalmente con la reducción de unas 820 oficinas en zona urbanas, lo que conllevará una "inevitable" reducción de plantilla que CaixaBank, que cuenta actualmente con más de 32.000 empleados, aún no ha cuantificado. "Va a resultar un excedente de plantilla en que buscaremos negociar con los sindicatos la mejor manera de hacerle frente", declaró en la rueda de prensa Gonzalo Gortázar, que destacó que "la hipótesis más razonable" es que este proceso de reestructuración se lleve a cabo de forma "gradual" y "tranquila".

CaixaBank apuesta en esta nueva etapa por mantener la red de AgroBank, es decir las sucursales situadas en poblaciones de menos de 10.000 habitantes, actualmente formada por unas 1.100 oficinas que representan el 24 % del total.

El Plan Estratégico 2019-2021 se desarrollará, previsiblemente, en una fase más madura del ciclo económico. En el plano macroeconómico, el escenario central de previsiones proyecta que los crecimientos del PIB para España y Portugal se mantengan alrededor del 2% anual en los próximos años, un ritmo superior al del conjunto de la zona euro aunque inferior al de los últimos ejercicios.

Con relación a los tipos de interés, se prevé una subida muy gradual, tal como y como señaló el Banco Central Europeo. El volumen de crédito también debería avanzar, pero a ritmos modestos. El plan tiene en cuenta un mayor recorrido de crecimiento, por cuestiones demográficas, en la demanda de productos de ahorro a largo plazo.

En España, el Plan Estratégico 2019-2021 plantea una aceleración ambiciosa de la transformación digital para apoyar una mayor orientación al cliente y adaptarse a sus nuevos comportamientos. En el Plan Estratégico 2015-18, CaixaBank demostró su "capacidad de ejecutar una estrategia de transformación digital de éxito del y ha consolidado las bases para acelerar su implementación", dice la entidad en un comunicado.

Resultados contrastados
El nuevo plan mantiene el rumbo y acelera el ritmo de una transformación que ya ha demostrado buenos resultados. En los últimos años, la entidad ha reforzado su liderazgo en banca digital con la mayor base de clientes digitales en España: 6,1 millones de clientes digitales (84% utilizan móvil y el 38% es exclusivo digital) y un crecimiento del 47% de las operaciones para móvil en el último año.

Jordi Gual, presidente de CaixaBank, remarcó que el plan pretende "generar valor de forma sostenible para todos los stakeholders (clientes, accionistas, empleados y el conjunto de la sociedad), de acuerdo con la misión del Grupo: contribuir al bienestar financiero de nuestros clientes y al progreso de toda la sociedad ".

El presidente de CaixaBank anunció las líneas estratégicas del nuevo Plan "con la satisfacción y la confianza que nos da haber alcanzado con éxito los objetivos del Plan Estratégico 2015-2018". Jordi Gual destacó que en los últimos cuatro años "hemos reforzado nuestro liderazgo comercial en España partiendo de un modelo de banca minorista de proximidad, con la mejor oferta omnicanal y propuestas de valor especializadas e innovadoras; y también hemos completado la integración de BPI, el mejor banco de Portugal 2018 según Euromoney". Además, el presidente de CaixaBank recordó que "hemos situado la rentabilidad en unas cotas que ya superan el coste de capital; hemos mejorado la calidad de nuestro balance y ganado foco al desprendernos de activos no estratégicos; y hemos culminado la desconsolidación prudencial de CaixaBank del Grupo CriteriaCaixa". Por su parte, Gonzalo Gortázar, consejero delegado de CaixaBank, detalló que en los próximos años "queremos consolidar un Grupo financiero líder e innovador, con el mejor servicio al cliente y una referencia en banca socialmente responsable". Para el consejero delegado de CaixaBank, "la apuesta clave de la entidad es con las personas (clientes y empleados) y la sociedad en su conjunto". Además, Gortázar apuntó también que "la transformación digital es una herramienta muy valiosa que nos permitirá ofrecer la mejor experiencia a nuestros clientes, incrementar la productividad de nuestros empleados y reforzar nuestra posición de liderazgo".

"Continuaremos impulsando nuevas metodologías de trabajo y manteniendo la vinculación y la diversificación de ingresos, con la gestión del ahorro, el crédito al consumo y la financiación a empresas como principales motores de crecimiento", señaló el consejero delegado en la rueda de prensa celebrada en Londres.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook