Govern y agentes impulsarán la prevención de riesgos en las obras

06.05.2017 | 09:26
El aumento de la actividad en la construcción conlleva un mayor número de accidentes.

La Generalitat, los sindicatos y las patronales elaborarán un plan de acción para fortalecer la prevención de riesgos laborales en la construcción, después de que Catalunya cerrara 2016 con un incremento de los accidentes laborales con baja y con 68 fallecidos. La Mesa de Seguridad y Salud Laboral en la Construcción en Catalunya se ha comprometido a redactar este plan, que establecerá medidas de fomento de la cultura preventiva en las obras y de sensibilización de las empresas, según informó el departamento de Treball en un comunicado.

Este organismo está integrado por el Govern, los sindicatos CCOO y UGT y las organizaciones empresariales Confederació Catalana de la Construcció, Pimec y Fomento del Trabajo. El director general de Relaciones Laborales y Calidad en el Trabajo, Enric Vinaixa, aseguró que "el Departamento velará por la lucha contra la siniestralidad laboral y, por tanto -dijo-, no estamos dispuestos a permitir la más mínima relajación en la aplicación de las medidas de prevención de riesgos laborales".

Vinaixa alertó de la alta siniestralidad laboral en el ámbito de la construcción, asegurando que "no puede ser que en el sector vuelvan a suceder accidentes como los de los años 80". Un total de 89.174 trabajadores sufrieron accidentes laborales con baja en Catalunya en 2016, un 8% más que en 2015, y 68 de ellos fallecieron, sólo uno menos que en 2015, cuando tuvo lugar el accidente aéreo de Germanwings, que provocó diez muertos. Por sectores, los servicios concentraron el año pasado la gran mayoría de los accidentes de trabajo (58.426), mientras que la industria registró 20.054; la construcción, 8.724; y la agricultura, 1.970 Comisiones Obreras y la UGT, alertan sobre "precarias condiciones con las que se está recuperando un sector que está repuntando la actividad económica". Con ello este nuevo plan, los sindicatos buscan "poner en funcionamiento todos los instrumentos disponibles de la Generalitat para abordar esta problemática y acordar un plan de actuación con los agentes sociales y económicos que garantice que la recuperación de la actividad va acompañada de las medidas de prevención que hace más de 20 años que la ley exige". Ambos sindicatos sostiene que "en Catalunya hay muchas empresas que aún no han hecho una evaluación de riesgos laborales ni integrado la actividad preventiva en sus empresas".

De hecho, según los últimos informes sobre gestión de la prevención facilitados por la Generalitat de Catalunya, sólo el 69,4% de las empresas disponen de algún tipo de evaluación de riesgos, ya sea genérica o específica, lo que implica que 178.502 trabajadores catalanes no disponen de esta regulación en su puesto de trabajo, lo que equivale al 7,9 % de los ocupados. Así, el documento revela, según indica el citado comunicado de prensa, que los riesgos más evaluados por las empresas catalanas son los relacionados con la seguridad laboral, si bien destaca que, en este sentido, sólo un 35% de las firmas han realizado una evaluación específica de este tipo de riesgos, por un 33% que han realizado un análisis genérico y un 31% que no han llevado a cabo ningún tipo de evaluación en prevención.

La siniestralidad en el Vallès Occidental creció un 9% durante el año 2016, confirmando así la tendencia al alza que recuperó en 2014, una vez finalizada la etapa más cruenta de la crisis y el inicio de la reactivación de la actividad económica. Los 10.393 accidentes con baja que se registraron el año pasado se acercan al nivel con que este capítulo cerró 2011 (un total de 10.993 percances) y superan al registro del año 2012 (8.103).

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook