DIARI DE TERRASSA

Barcelona Meeting Point calibra la recuperación del mercado inmobiliario

20.10.2016 | 04:21
Fachada del pabellón 8 del recinto Montjuïc-Plaza España, de Fira de Barcelona, que acoge el salón.

El salón inmobiliario Barcelona Meeting Point (BMP), que celebrará su vigésima edición entre hoy y el próximo 23 de octubre, contará este año con 22.000 metros cuadrados de superficie, lo que supone un 15% más que en 2015, y testará el clima de recuperación que vive el sector inmobiliario.

El delegado especial del Estado en el Consorcio de la Zona Franca de Barcelona, Jordi Cornet, y el director general del BMP, Josep Maria Pons, sostienen que este año el certamen reunirá 312 empresas de 15 países, y que, como en anteriores ediciones, habrá una destacada presencia de actores del sector, tanto nacionales como del campo internacional.

En cuanto a los visitantes, esperan que la parte profesional del salón atraiga a unas 10.000 personas, y que la abierta al público concite unos 30.000 o 40.000 visitantes, dijo Pons. Los inversores extranjeros compraron el año pasado 69.196 viviendas, una de cada cinco de las que se vendieron en España, según datos del ministerio de Fomento, pero el sector percibe que "el negocio también está en marcha" entre el inversor particular español, resaltó Pons.

Servihabitat, compañía de servicios inmobiliarios del grupo "la Caixa", volverá a estar presente en la vigésima edición del BMP como uno de los patrocinadores principales, y tendrá un stand en el que mostrará sus ofertas de viviendas y locales, tanto de compra como de alquiler. Para los clientes que buscan comprar su vivienda, el "servicer" ofrecerá la campaña "Últimas unidades", con una selección tanto de pisos nuevos a estrenar como de segunda mano, con hasta un 20% de descuento, y para los que apuesten por la compra sobre plano, presentará diversas promociones, como una en Sant Cugat del Vallès y otra en Tarragona. También participarán Solvia, filial inmobiliaria de Banc Sabadell, Anida, del BBVA, la barcelonesa Forcadell, con oficina en Terrassa, y Apialia, que tiene delegación en Sant Cugat, entre otras con presencia inmobiliarias en la comarca.

"Hay movimiento"
"Estamos muy lejos de lo que era el sector hace 10 o 15 años. No es el paraíso, pero el inmobiliario está mucho mejor que hace 4, 5 o 6 años, y los actores del sector nos dicen que hay movimiento", aseguró ayer Josep Maria Pons.

Por su parte, Cornet manifestó que el BMP quiere ser este año "una herramienta al servicio del ciudadano en general", y por ello se ofrecerán charlas inmobiliarias gratuitas dirigidas al público sobre asuntos como los costes inherentes asociados a la compra o venta de una vivienda, sobre todo lo que hay que saber a la hora de firmar una hipoteca o bien sobre la situación del mercado residencial en Barcelona y el conjunto de su área metropolitana.

"Somos un país de moda y la gente quiere invertir en España", destacó Cornet, que considera que el sector está en una dinámica de "recuperación" y de "crecimiento sostenible", aunque a la vez ha alertado de que se debe evitar que haya "otra burbuja inmobiliaria".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook