El ritmo de reactivación industrial se modera en los primeros meses de 2016

29.02.2016 | 04:23
Todos los subsectores de la industria de la comarca mejoraron su actividad en el ultimo tramo de 2015.
Todos los subsectores de la industria de la comarca mejoraron su actividad en el ultimo tramo de 2015.

La actividad económica durante el cuarto trimestre de 2015, en la demarcación, mejoró respecto al trimestre anterior, según el informe de coyuntura que elabora la Cambra de Terrassa con la colaboración del Idescat. El valor del saldo (diferencia entre las respuestas positivas y negativas entre los empresarios encuestados) aumentó "sensiblemente" durante los últimos tres meses del pasado ejercicio hasta "alcanzar el valor máximo durante el 2015, con 17,3 puntos". La muestra para realizar el informe ha incluido a un total de 509 empresas del territorio.
Después de cinco trimestres consecutivos con valor en positivo del indicador de la marcha de los negocios, se confirma la "situación de recuperación económica y crecimiento de la actividad empresarial". Esta tendencia queda consolidada si se observa, dice el informe, que "todos los sectores, sin excepción, presentan un valor positivo del indicador de la marcha de los negocios e, incluso, con aumentos significativos en comparación al trimestre anterior".

A nivel sectorial, la industria en su conjunto, que experimenta valores positivos del indicador por segundo trimestre consecutivo, alcanzó los +12,6 puntos. Dentro de este sector, la industria alimentaria, química, metalúrgica y de fabricación de productos metálicos, así como la especializada en equipos mecánicos, eléctricos, electrónicos y ópticos presentan indicadores positivos de 5,8 puntos, 10, 3 puntos, 11,2 puntos y 34,4 puntos, respectivamente.

Las excepciones
La excepción la protagoniza el textil y la industria de la madera, corcho, papel y artes gráficas, que presentan valores negativos del indicador de la marcha de los negocios con -5,5 puntos y -9,2 puntos, respectivamente. En cuanto al sector del comercio, la marcha de los negocios experimenta una notable mejora hasta alcanzar los +18,8 puntos y encadena tres trimestres consecutivos con valores positivos. En relación al sector servicios, este ofrece un saldo de 20,2 puntos positivos, lo que confirma una tendencia de mejora del valor del indicador en relación al tercer trimestre, especialmente significativa si se observa que ha superado los valores alcanzados durante el primero, segundo y tercer trimestre del año.

El principal factor que limitó la marcha de los negocios durante todo el año 2015 fue la debilidad de la demanda, según el 63,2% de las empresas de la demarcación. El aumento de la competencia y las dificultades financieras son los factores que, por orden de importancia, afectaron más a las empresas a la hora de mantener la marcha de sus negocios, con el 55,9% y el 38,2% de las respuestas, respectivamente.

Atentos a la evolución
Aunque de acuerdo con los resultados del estudio, 2015 cerró con todos los valores positivos y mostró una tendencia creciente de la actividad, habrá que "estar atentos a la evolución de los próximos trimestres para poder verificar una tendencia consolidada de reactivación de la actividad económica para el conjunto de empresas de la demarcación de Terrassa", puntualiza el informe. En este sentido, aunque las expectativas sobre la marcha de los negocios para el primer trimestre de 2016 del conjunto de actividades económicas se mantienen en valores positivos, el ritmo de la actividad podría experimentar una sensible moderación. Con un valor de 9,7 puntos, el indicador es notablemente inferior en comparación a las expectativas para el tercer trimestre de 2015, cuando el valor fue de 17,5 puntos.

Todos los sectores de actividad muestran expectativas positivas para el primer trimestre de 2016 si bien, en todos los casos, los valores se moderan en relación a las valoraciones correspondientes a la marcha de los negocios del cuarto trimestre de 2015.

Las mejores expectativas las manifiesta el sector comercio con un saldo de 15,8 puntos positivos. El sector servicios muestra una valoración de 7,1 puntos positivos para el primer trimestre de 2016. En ambos casos se moderan los valores en relación al saldo experimentado en el cuarto trimestre de 2015, que fue de 18,8 puntos y 20,2 puntos respectivamente. Por su parte, el sector industrial experimenta de nuevo el mejor valor de expectativas de todo el año con 11,4 puntos. Si embargo, éste es sensiblemente inferior a la valoración de la marcha de los negocios experimentado durante el cuarto trimestre de 2015, que fue de 12,6 puntos. Esto se interpreta como una manifestación de moderación del ritmo de actividad a corto plazo. Hay que remarcar que dentro de la industria hay todavía actividades que muestran todavía expectativas negativas, como la industria química (-1,3 puntos) y la industria alimentaria (-2,7 puntos).

Finalmente, las expectativas del sector de la construcción, con un valor de 3,4 puntos positivos, se recuperan sensiblemente tras la valoración negativa del tercer trimestre del año y la recuperación del ritmo de actividad experimentado durante el cuarto trimestre de 2015.

En cuanto a la evolución global del nivel de precios, éstos han experimentado un descenso de -4,3 puntos en el cuarto trimestre, el mismo valor que el alcanzado en el tercer trimestre del año y con una expectativa de aumento significativo de cara al primer trimestre de 2016 con 4,8 puntos.
Esta tendencia se manifiesta en todos los sectores de actividad, que expresan una notable mejora en la expectativa del nivel de precios respecto al trimestre actual. Para el primer trimestre del año el saldo que ofrece el sector del comercio es de 9,7 puntos, la industria de 5,3 puntos, los servicios de 2,8 puntos y la construcción de 1,7 puntos, valores que contrastan con los presentados en el cuarto trimestre del año que han sido de -4,9 puntos, -0,8 puntos, -5,9 puntos y -4,5 puntos, respectivamente). En cuanto al empleo, el conjunto de los sectores ofrece un saldo positivo de 6,4 puntos para el primer trimestre de 2016, que significa una reducción de 0,1 punto respecto al trimestre anterior y de 5,1 puntos respecto al último trimestre del año, que ha sido de 11,5 puntos.

En el ámbito del empleo, las expectativas empresariales, si bien con valores positivos para todos los sectores excepto la industria, también expresan una cierta moderación. El sector comercio es el que manifiesta un saldo positivo más alto con 9,6 puntos, 4,1 puntos menos que en el cuarto trimestre de 2015, que fue de 13,7 puntos.
A continuación, según el informe, le sigue el sector servicios (9,5 puntos) que aún siendo positivo muestra una reducción del saldo en relación al cuarto trimestre del año 6 puntos y el sector de la construcción (2,3 puntos) el único sector que manifiesta un incremento de 1,7 puntos en las expectativas para el primer trimestre de 2016 frente al valor de 0,6 puntos experimentado en el cuarto trimestre del año. El indicador de empleo cae 1 punto en la industria.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook