Una empresa interesada en Delphi garantiza la mitad de los 540 empleos

17.02.2016 | 08:20
De frente, Joan Aregio, Mercè Conesa y Josep Ginesta, ayer, con dos representantes del comité.
De frente, Joan Aregio, Mercè Conesa y Josep Ginesta, ayer, con dos representantes del comité.

La Generalitat se reunirá próximamente con la dirección de Delphi para plantear que "retrase al máximo" los primeros despidos previstos para el mes de abril dentro del plan que anunció la empresa para cerrar la planta de Sant Cugat del Vallès a finales de 2016, según aseguró ayer en esta localidad Josep Ginesta, secretario general del departamento de Treball, Afers Socials i Famílies, tras reunirse con los trabajadores. Tras el encuentro, y en declaraciones a Diari de Terrassa, José Antonio Morán, presidente del comité, comentó que existe una docena de empresas interesadas en la planta de Delphi y que la propuesta de una de ellas incluye el "mantenimiento de la mitad de los puestos de trabajo". Pero, en cualquier caso, añadió, que este proceso está "todavía muy verde".

Josep Ginesta sostiene que hay que "ganar tiempo" para poder concluir con éxito el proceso de reindustrialización de la planta, que permita mantener el máximo número de los 540 puestos de trabajo. Ginesta y Joan Aregio, secretario de Empresa i Competitividad, se reunieron ayer en Sant Cugat con el comité de empresa. Según aseguró Josep Ginesta "cuanto más tiempo tengamos más posibilidades habrá de coordinar y establecer las acciones que deben llegar". De momento, añadió, "no existe ningún expediente entrado. Tenemos indicios que podría llegar en los próximos días pero le pediremos a la empresa que retrase al máximo la entrada de este ERE para seguir trabajando en la búsqueda de una reindustrialización".

Según Ginesta, un primer grupo de trabajadores podría estar afectados "en pocos meses" por los despidos (los empleados abandonarán la planta gradualmente durante el 2016). "Es mejor- añadió-no tener que forzar los plazos" a la hora de negociar la reindustrialización de la planta, por lo que "debe haber un compromiso de todas las partes". En rueda de prensa tras la reunión con el comité, Joan Aregio explicó que hay empresas interesadas en quedarse con la planta de Delphi, aunque no desveló detalles sobre sus identidades ni sectores a los que pertenecen.

Opciones serias
"Hay opciones serias encima de la mesa pero por prudencia no podemos decir cuáles serían estas posibles propuestas. Son procesos largos y delicados y no se deben crear falsas expectativas. Son empresas que salvarían puestos de trabajo y que pondrían activos sobre la mesa". No quiso valorar el anuncio de Delphi de marcharse de Sant Cugat, lo que el comité entiende como una "deslocalización pura y dura". En este sentido, aseguró que "que prefiero que sea la empresa la que fije los motivos de por qué se va y eso lo veremos en los argumentos que dé a la autoridad laboral". José Antonio Morán, presidente del comité de empresa, indicó que al menos hasta el mes de mayo no tendría sentido que se presentara ningún expediente. "Si han tomado una decisión irrevocable, ahora que nos permitan concluir con éxito proceso de reindustrialización", dijo este trabajador.

Empleo asumible
Morán afirmó que tienen constancia de que la empresa prevé "cerrar alguna línea de producción" el próximo mes abril pero cree que el volumen de trabajadores que se verá afectado "no será importante". "Será un volumen de empleados asumible por la propia Delphi; creemos que no deben ir tan rápido con los despidos" , aseguró el portavoz de la plantilla. Sin embargo, no parece que la empresa esté demasiado por la labor de flexibilizar plazos: anunció en su día que "ya había tomado sus decisiones". A la reunión con el comité también asistió Mercè Conesa, alcaldesa de Sant Cugat, que aseguró que se "deben seguir trabajando los contactos de las empresas interesadas y hacerlo con confianza para posibilitar que haya una solución, que creemos que es posible".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook