Nissan creará 1.000 nuevos empleos en Barcelona

09.10.2015 | 11:14
Cadena de montaje de una factoría del grupo Nissan.
Cadena de montaje de una factoría del grupo Nissan.

La fabricación en la planta de Barcelona de la nueva "pick up" de Nissan y de sus versiones para Mercedes Benz y Renault supondrá la creación de un millar de puestos de trabajo y prepara el terreno para que la marca consiga su objetivo de alcanzar una producción de 200.000 vehículos al año.

El presidente de Nissan Europa, Paul Willcox, y el director general de Nissan en España, Frank Torres, detallaron ayer el impacto sobre el empleo que tendrá el próximo inicio de la producción de la NP300 Navara durante un acto oficial de la multinacional celebrado en la misma línea de montaje y ante los trabajadores de la planta.

Con una inversión realizada de 80 millones de euros, la nueva "pick up" se venderá en los mercados de Europa y Oriente Medio y se llegarán a producir un total de 120.000 anuales en un horizonte que no se ha concretado.

Estas 120.000 unidades contribuirán a que Nissan pueda cumplir su objetivo último de producir en el centro de la Zona Franca de Barcelona un total de 200.000 vehículos, cifra con la que la planta alcanzaría entre el 80 y el 85 % de su capacidad, nivel de actividad que se considera ideal. En conferencia de prensa posterior al acto de la multinacional, los máximos directivos de la firma en Europa y España no han concretado en qué momento el centro de Zona Franca llegará a este nivel de capacidad, aunque sí se ha hecho referencia a que tardaría "varios años".

De manera gradual
Respecto al empleo, Frank Torres señaló que los nuevos trabajadores se irán incorporando de manera gradual al mismo ritmo que se ponga en marcha la producción de la versión europea del "pick up", la primera que se ensamblará, la destinada a Oriente Medio, que arrancará a mediados de 2016, y las versiones para Renault y Mercedes Benz, que llegarán más adelante.

Con la nueva "pick up" Nissan habrá lanzado desde Barcelona tres nuevos modelos en un período de 17 meses, tras el Nissan Pulsar y la versión eléctrica de la furgoneta NV200. Torres, que también es vicepresidente de Operaciones Industriales de Nissan en España, afirmó que la nueva gama de productos en Barcelona "nos permite seguir asegurando el crecimiento sostenible de nuestras operaciones industriales y nos impulsa hacia nuestro objetivo de producir 200.000 vehículos al año".

Willcox destacó "los excepcionales estándar de calidad" de la fábrica de Barcelona y aseguró que la labor que se desempeña aquí "da confianza a la compañía" para invertir en España.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook