Fútbol sala. Tercera División

A asegurarse la permanencia

24.09.2016 | 04:22
La plantilla del Isur La Font Màgica está integrada por 15 jugadores y presenta cuatro novedades respecto al anterior ejercicio.
La plantilla del Isur La Font Màgica está integrada por 15 jugadores y presenta cuatro novedades respecto al anterior ejercicio.

Mañana a las doce del mediodía, el Isur La Font Màgica debutará en la Liga de Tercera División, la cuarta categoría en importancia del fútbol sala español. Lo hará en el grupo primero enfrentándose al Montsant . El conjunto que entrena por octava temporada consecutiva Ismael Quirós se ha fijado la permanencia como objetivo, pero no descarta aspirar a metas más ambiciosas si el equipo responde como él espera. El cuadro egarense ha encadenado dos ascensos consecutivos, pasando de Primera Catalana a División de Honor y de esta última categoría a Tercera. Encadenar un tercer ascenso consecutivo no parece un objetivo fácil para los egarenses.

Quirós cuenta con una plantilla amplia, formada por quince jugadores, alguno de los cuales participará también con el segundo equipo de la entidad, que ascendió también a Segunda Catalana la temporada pasada. La plantilla se ha reforzado con cuatro jugadores de relevancia, tres de los cuales pertenecen a la cantera del extinto Epic.

El primer equipo de fútbol sala de la ciudad se ha reforzado con Dani Hernández y Carlos Reche, dos jugadores contrastados que han llegado procedentes del Atlètic Sant Joan, el equipo egarense que militaba la temporada pasada en División de Honor Catalana junto al Isur pero no logró ascender.

Vuelve Toni Chevarría
La tercera incorporación es la del egarense Toni Chevarría, un jugador que llevaba tres años sin jugar y ha regresado al fútbol sala tras superar dos graves lesiones, una en cada rodilla. Finalmente, procedente del CN Sabadell que entrena Diego Blanco ha llegado el guardameta Óscar Campa, que peleará por la titularidad con los otros dos porteros del equipo, Isi y Carles Arnau.

En el capítulo de bajas, la plantilla ha perdido a tres jugadores. Carlos Padilla y Manolo Naranjo se han marchado a un equipo sabadellense de Segunda Catalana, el Nou Escorial, mientras que Óscar España tiene intención de marcharse.

"Somos conscientes de que acabamos de subir y va a ser algo muy complicado volver a hacerlo. Nuestro objetivo principal es asegurar cuanto antes la permanencia. Sin embargo, no renunciamos a nada. El año pasado tampoco esperábamos subir, pero fuimos encadenando victorias y lo conseguimos", explica el técnico Ismael Quirós, que cuenta con cuatro bajas para el debut liguero de mañana ante el Montsant. Se trata del portero Jordi Algaba (motivos laborales), Miguel Ángel Domínguez (leve inflamación de menisco), Toni Chevarría (molestias en el adductor) e Iván Martín (escafoides).

El club cuenta con dos equipos más que la temporada pasada. Son en total siete: dos séniors, un juvenil (Segunda Catalana), un cadete (Segunda), dos infantiles (Tercera) y un alevín (Tercera).

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook