Las chicas se juegan ser quintas

23.04.2016 | 04:22

En la penúltima jornada de la División de Honor femenina se celebrará mañana a las 12.30 del mediodía en Les Pedritxes el otro derbi de la jornada. El CD Terrassa (sexto con 22 puntos) y el Club Egara (quinto con 23) se jugarán la quinta posición, ya que las cuatro primeras, que dan derecho a jugar como local el "play off" de cuartos de final están ya asignadas a Club de Campo, San Pablo Valdeluz, Júnior y Real Sociedad. Las donostiarras tienen asegurada la cuarta plaza, mientras que las otras tres pueden variar de orden. Así las cosas, el quinto debería viajar a San Sebastián para disputar los cuartos de final, mientras que el sexto podría tener un cruce teóricamente más asequible (en cuanto a distancia cuando menos) en el campo del Júnior de Sant Cugat. Esta circunstancia convierte el derbi de mañana en un partido extraño, en que quizás ambos equipos prefieran perder que ganar, o en todo caso en el que tienen la opción de elegir rival para un cruce que ya saben que deberán jugar a domicilio.

Sin Glòria Samanés
La defensa Glòria Samanes, que viajará a Zaragoza por estudios, será la única ausencia del CD Terrassa en el derbi de mañana. "Los dos equipos nos conocemos mucho, pero los derbis son siempre compromisos diferentes. Seguro que se verá un gran partido", apunta Ferran Díaz, técnico del equipo de Les Pedritxes, que no esconde que preferiría cruzarse con el Júnior en los cuartos de final, aunque asegura que su equipo "saldrá a ganar, como siempre". Por parte del Club Egara, Nacho Fernández tiene a todas sus jugadoras disponibles. El técnico prefiere a la Real Sociedad como rival, pero sólo piensa en el derbi. "Son siempre partidos aparte. Las jugadoras se conocen desde alevines. Lo único importante es leer en el diario que han ganado al rival de la ciudad", asevera.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook