Básquet. Copa Catalunya

El Natació tuvo dos caras distintas

19.01.2016 | 04:21
El ala pívot local Jaume Santandreu entrando a canasta.
El ala pívot local Jaume Santandreu entrando a canasta.

Nueva derrota del CN Terrassa. Los jugadores que dirige Jordi Sociats plantaron cara más de 25 minutos a uno de los mejores conjuntos de la competición, pero fue insuficiente para sacar algo positivo del encuentro.

Con la primera vuelta finalizada, el Natació queda en la parte baja de la tabla, con tres victorias en los primeros quince partidos empatado con la AE Minguella y el Sedis Hidrology, pero con la sensación de que el juego mostrado durante el transcurso de la competición, no se ha transformado en los resultados esperados en el terreno de juego, perdiendo la mayoría de sus partidos por diferencias escasas y detalles puntuales, por lo que los de Jordi Sociats afrontan la segunda vuelta con ilusiones renovadas y el objetivo de luchar por no quedar entre los dos últimos clasificados de grupo segundo de Copa Catalunya, y en consecuencia jugar la promoción de descenso.

Buena primera parte
Por lo que al partido se refiere, los egarenses tenían la difícil misión de competir de tú a tú ante el poderoso Mataró Feimat -tercer clasificado con tan solo tres derrotas-, y durante mucha parte del partido, lo lograron.

Con un ritmo de anotación elevadísimo, ambos equipos se repartían canastas al inicio, llegando al minuto 5 con un 12 a 12 que reflejaba muy bien lo que estaba siendo el encuentro. La dinámica no cambió, y sólo una maravilla de Ariño en forma de triple sobre la bocina, previa perdida del local Fitó, decantaba la balanza a favor de un Mataró que se terminaba el primer acto tres puntos arriba.

El segundo parcial prosiguió con el mismo guión. El Mataró aprovechaba muy bien su superioridad física bajo los aros, con Romero y Guallar haciendo mucho daño en el rebote ofensivo, lo que acabó siendo determinante. A falta de tres minutos para el descanso la igualdad era impecable. Ahí, dos segunda acciones del Mataró abrieron una primera brecha (33-40) en el electrónico que marcó el devenir del encuentro.

Como viene siendo habitual el paso por la caseta no sentó bien a un Natació que se encalló en el apartado ofensivo nada más salir del vestuario. Esto, lo aprovechó el Mataró para agrandar aún más la diferencia y llevar el partido a su terreno. Pese a ello, los egarenses apretaron un punto en defensa y no dejaron jugar a los visitantes, evitando que se produjera una debacle mayor e incluso bajando en varias ocasiones la barrera psicológica de los diez puntos.

Gran oficio visitante
En el último parcial, el Natació lo intentó a base de corazón pero los jugadores visitantes sacaron a relucir toda su experiencia y oficio de la mano de un sensacional Ariño, que dominó el ritmo del encuentro a su antojo en todo momento, acabando el mismo con 17 puntos, y acabando también con cualquier opción de victoria de un CN Terrassa que volvió a morir en la orilla.

CN TERRASSA, 57
MATARÓ FEIMAT, 71


CN TERRASSA. M. Sociats, Martín (2), Fitó (15), Santandreu (7), Monterrubio (3), cinco inicial, R. Sociats (9), Fernández (2), Fàbregas, Retres (14), Delgado, Roenick y Quesada (5).

MATARÓ FEIMAT. Ventura (2), Serratacó (7), Costa (1), Romero (17), Guallar (14), cinco inicial, Aguirrezabala (7), Prats (2), Juanola, Ariño (17), Tardio, Amenaghawon (3) y Traver (1).

Árbitros. Muñoz y Monclús.

Parciales. 18-21, 33-40 (descanso), 43-58, 57-71.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook