Internado un hombre en un psiquiátrico tras matar a su suegro envenenándolo

10.06.2017 | 13:02

Un hombre con trastornos mentales permanece ingresado en un centro psiquiátrico, a la espera de declarar ante el juez, tras haber envenenado a sus suegros de 90 años, uno de los cuales murió, suministrándoles dosis altas de un fármaco en el café con leche.

Según han informado hoy los Mossos d'Esquadra, el sospechoso, de 57 años y vecino de L'Hospitalet de Llobregat (Barcelona), envenenó supuestamente a sus suegros el pasado 14 de abril y, posteriormente, ingresó de forma voluntaria en un centro psiquiátrico en el que quedó internado por las patologías mentales que padece.

La policía catalana sospecha que el hombre diluyó un fármaco -legal, pero que puede ser mortal en dosis altas- en el café con leche que suministró a sus suegros en su domicilio de Barcelona.

Los dos ancianos ingresaron a las pocas horas en un centro hospitalario de la capital catalana aquejados de un cuadro de intoxicación medicamentosa, que nueve días después causó la muerte del hombre.

La mujer, por su parte, sobrevivió a la intoxicación, dado que había ingerido una cantidad mucho menor del café con leche envenenado porque le había notado un gusto extraño.

No obstante, la anciana ingresó también en un centro hospitalario, donde tuvo que ser intervenida para paliar los efectos de la intoxicación, que le ha provocado daños en su salud a su avanzada edad, aunque pudo ser dada de alta unos días después.

Tras cometer supuestamente el doble envenenamiento, el hombre acudió a un centro médico aquejado de trastornos mentales y aceptó ser internado en un hospital psiquiátrico, donde permanece todavía a la espera de que una estabilización de su estado le permita prestar declaración ante el juez que instruye el caso, en calidad de investigado.

Agentes del área de investigación criminal de la Región Policial Metropolitana de Barcelona y de la Unidad de Investigación de la comisaría de Sarrià-Sant Gervasi de la capital catalana han estado durante los últimos meses investigando el caso, hasta concluir que fue el yerno de los ancianos el que acabó con la vida de su suegro envenenándolo.

En su atestado presentado ante el juez de instrucción que investiga el caso, los Mossos d'Esquadra atribuyen al sospechoso, quien no ofrece un discurso coherente sobre el caso, dos delitos de homicidio, uno de ellos en grado de tentativa.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook