Raimon, Albert Serra y Emma Vilarasau, Premis Nacionals de Cultura 2017

05.04.2017 | 18:09
Raimon.

El cantautor Raimon, el cineasta Albert Serra y la actriz Emma Vilarasau son tres de los diez distinguidos este año con los Premios Nacionales de Cultura de Cataluña, que otorga el Consell Nacional de la Cultura i de les Arts (CoNCA).
Además, han sido galardonados el editor Josep Cots, la fotógrafa Maria Espeus, la fundación Apel·les Fenosa de El Vendrell (Tarragona), el ensayista Joan Francesc Mira, el compositor Hèctor Parra, el director del Salón del Cómic, Carles Santamaria, y el Secretariat de Corals Infantils de Catalunya.
Los premios, dotados cada uno de ellos con 15.000 euros y que se entregarán en un acto en Rubí (Barcelona) el próximo 21 de mayo, son la distinción más relevante en el ámbito cultural catalán a personalidades a las que se reconoce "la excelencia de su obra, la continuidad de su tarea hasta la actualidad y la mirada propia e innovadora".
El presidente del CoNCA, Carles Duarte, ha destacado hoy que este año hay una especial mirada hacia Valencia -dos de los premiados son originarios de allí- y hacia el público joven, a la vez que ha sostenido que todos los distinguidos cuentan con un perfil y unas trayectorias muy diferentes, aunque todos "son embajadores de la cultura".
Duarte ha reclamado más presencia social de la Cultura porque "no es un lujo, es lo que somos" y ha agregado que "somos una construcción cultural y obviarlo es un acto suicida, es renunciar a ser".
El cantante Raimon, muy satisfecho, ha rememorado sus inicios en Valencia, así como su pertenencia a una banda de música como flautín y a una coral, y "después me he dedicado a hacer canciones y a cantar, que es lo que creía que debía hacer, primero de una forma visceral". "Hoy estoy contento de que me premiéis porque, si os descuidáis, a partir del 28 de mayo se acaba la coña", ha bromeado.
A Albert Serra, premiado por su singular apuesta como director de un cine experimental y creativo, le parece que el oficio al que se dedica es un "arte difícil y muy caro, complejo de financiarse" y que siempre realiza siendo "fiel al criterio artístico".
Una reivindicativa Emma Vilarasau, que ha opinado que el teatro ha resultado herido en estos años de IVA cultural al 21 % y a la que se le reconoce su profesionalidad en el mundo del teatro y la televisión, cree que ha tenido mucha suerte por "ser feliz" haciendo lo que hace y no ha dejado pasar que forma parte de un legado, con grandes actrices precediéndola como su añorada Anna Lizaran y otros jóvenes "muy potentes que harán que el teatro siga vivo".
El director del Salón del Cómic, Carles Santamaría, premiado por su perseverancia al haber "situado el dibujo, el cómic y la ilustración como una de las mejores vías para promover la lectura y el conocimiento", ha agradecido el galardón y ha mantenido que en los últimos años, finalmente, se ha conseguido que tenga "la misma consideración que otras disciplinas como la literatura". "Hemos hecho un gran trabajo, pero lo mejor está por venir", ha aseverado.
El editor Josep Cots, al frente de Edicions de 1984, donde ha descubierto nuevos valores de la literatura catalana, ha desvelado que es la primera vez en su vida que recibe un premio, que interpreta como "un reconocimiento a la lucha y el trabajo llevado a cabo por las editoriales independientes, luchando siempre por su supervivencia".
El ensayista valenciano Joan Francesc Mira, distinguido por su contribución a la cultura con una larga trayectoria como ensayista, historiador, biógrafo, novelista o crítico literario, ha dicho que a lo largo de su vida ha tocado muchas teclas "por pura necesidad". "A mi me hubiera gustado vivir en un país normal como Dinamarca y no haberme de preocupar por estas "collonades" de la lengua o la historia", ha apostillado.
El compositor Hèctor Parra, uno de los catalanes más internacionales, con residencia en París y del que se destaca su "expresividad en el discurso compositivo", ha agradecido poder compartir el premio con personas a las que admira y ha afirmado que lo que le falta a la cultura catalana "es creérselo de verdad".
La fotógrafa Maria Espeus, nacida en Suecia e instalada en Barcelona desde 1977, a la que se reconoce su contribución a la fotografía y al cine publicitarios desde entonces, ha indicado que el premio "es un poco confirmar que no lo hago tan mal", mientras que la representante del Secretariat de Corals Infantils de Catalunya, Mercè Pérez, ha mantenido que el premio lo es "a un gran número de directores y cantantes".
En nombre de la Fundación Apel·les Fenosa ha intervenido Josep Miquel García, quien ha destacado que la entidad promueve la obra de un artista perteneciente a una "generación olvidada".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook