23 fallecidos en las carreteras españolas, que comienzan a normalizarse tras el puente

11.12.2016 | 21:24
Circulación esta tarde en la carretera de Valencia A-3, a la entrada de Madrid, en la última jornada del doble puente de la Constitución y la Inmaculada que finaliza esta medianoche tras diez días de operación especial de Tráfico con 11,5 millones de viajes estimados.

Veintitrés personas han fallecido en las carreteras españolas durante los diez días de la operación especial de Tráfico por el puente de la Constitución y el de la Inmaculada, que concluye hoy tras registrar las peores retenciones a media tarde.
Según informa la DGT, ni el sábado 3 de diciembre ni el pasado viernes 9 se registraron accidentes mortales. El balance final es menor que el de la operación especial de diciembre de 2015, cuando se registraron 24 muertos en cuatro días y medio. No se desarrollaba una operación tan larga desde 2011, cuando el dispositivo concluyó con 40 fallecidos.
La operación especial de este doble puente se cierra esta medianoche después de diez días, el doble que el pasado año, por lo que el número de desplazamientos previstos, 11,5 millones, también era notablemente superior al de 2015.
El día de hoy se cierra con tres personas muertas en tres accidentes de carretera que han tenido lugar en el cruce de Gran Tarajal, en Tuineje (Fuerteventura), en el término municipal de Soto del Barco (Asturias) y en Béjar (Salamanca) por diversas colisiones.
También en Salamanca ha fallecido hoy otro hombre, un día después de ser atropellado en la N-620, en el municipio de Fuente de San Esteban.
Durante toda la mañana las carreteras de entrada a las grandes ciudades han registrado poco tráfico y solo algunas pequeñas retenciones en Barcelona.
La DGT ha pedido precaución para quienes conducían por las provincias de Madrid, Castilla y León, Castilla-La Mancha, Aragón y algunos puntos de la Comunidad Valenciana y Murcia, además de Cataluña (Lleida) debido a la intensa niebla.
Junto con los accidentes, esa ha sido una de las razones de las principales complicaciones en carretera, que se han agravado a partir de las 17,30 horas, sobre todo en los accesos a Madrid, Barcelona y Valencia.
A partir de las 20 horas, cuando alguno de los bancos de niebla han empezado a disolverse, las carreteras han comenzado a recuperar la normalidad.
En Madrid los principales problemas se mantienen en la A-6 entre Torrelodones y Las Matas debido a un accidente. Hay además un kilómetro de retenciones en la A-1 en San Sebastián de los Reyes y apenas un kilómetro en la A-4 a la altura de Aranjuez.
En Barcelona, lo peor está en los 10 kilómetros de atascos que se registran en la C-17 a su paso por Figaró-Montmany a causa de un accidente, que ha obligado a mantener cortada la carretera.
Por otro siniestro en Camas (Sevilla) en la C-49, existen todavía 3 kilómetros de parones. En la provincia de Granada hay 4 kilómetros de retenciones en la A-92 en Santa Fe y otros 7 en la circunvalación A-44 de la capital, en sentido Bailén.
Coincidiendo con el arranque de la operación el pasado día 2 de diciembre, el nuevo ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, visitó por primera vez el Centro de Gestión de la DGT acompañado del máximo responsable de ese organismo, Gregorio Serrano.
Durante este dispositivo especial, la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil ha desplegado a 10.000 efectivos y ha intensificado la vigilancia a pie de tierra y desde el aire, sobre todo en las carreteras convencionales, así como los controles de alcohol y drogas a cualquier hora del día.
A los medios humanos de la DGT se han unido en este operativo los sistemas instalados en las carreteras que permiten conocer el estado de la circulación y comunicar las incidencias a los conductores: 1.628 cámaras de televisión, 2.409 estaciones de toma de datos y 2.251 paneles de mensaje variable.
También, 12 helicópteros que actúan en misiones de vigilancia desde sus bases de Madrid, Valencia, Málaga, Sevilla, Zaragoza, Valladolid y A Coruña.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook