DIARI DE TERRASSA

Intensas lluvias en el Maresme provocan cortes ferroviarios y de carreteras

12.10.2016 | 22:25

Carreteras y líneas de tren cortadas y bajos inundados es el resultado de las intensas lluvias que caen en la comarca barcelonesa del Maresme y que en las próximas horas se podrían desplazar al litoral gerundense, aunque no se han registrado daños personales.

Mientras se ha podido reanudar el servicio de la R1 de Cercanías de Renfe, interrumpido entre Premià de Mar y Mataró, con retrasos de hasta una hora, sigue cortada la N-II y los problemas de tráfico se han extendido a la C-31 por grandes acumulaciones de agua.

Los servicios de emergencias mantienen la petición a los ciudadanos para que eviten circular por las carreteras del Maresme y se alejen de las rieras, así como no bajar a los garajes y subterráneos inundados ya que el nivel del agua puede crecer de forma súbita.

Hasta ahora, el servicio de emergencias ha recibido 643 llamadas relacionadas con la tormenta, la mayoría procedentes del Maresme, donde los bomberos han tenido que auxiliar a seis conductores que se han visto sorprendidos por la lluvia, aunque ninguna persona ha resultado herida.

Ante esta situación, Protección Civil mantiene en alerta el plan especial de emergencias por inundaciones, Inuncat, que en las próximas horas se podrían reproducir en la costa gerundense.

El teléfono de emergencias, 112, ha recibido hasta ahora 643 llamadas relacionadas con las lluvias, de las que 580 provenían del Maresme, 37 del Barcelonés y 9 del Baix Llobregat.

Las poblaciones del Maresme con más incidencias han sido Vilassar de Mar, Premià de Mar y Mataró.

El Servicio Meteorológico de Cataluña (SMC) ha informado de que se puede superar el umbral de acumulación de lluvia de 200 litros por metro cuadrado (l/m²) en diferentes puntos del Maresme y en Cabrils, por ejemplo, se han recogido 204,7 l/m², un dato excepcional que supone un récord en esta localidad.

Las tormentas también han provocado incidencias en el suministro eléctrico en Premià de Dalt, con 545 abonados afectados, y en Mataró, con afectación de baja tensión, aunque no se ha podido determinar el número de abonados que se han quedado sin luz.

Los Bomberos de la Generalitat han recibido 293 avisos por lluvia hasta las 20.40 horas, la mayoría en el Bajo Maresme, entre Premià de Mar y Vilassar de Mar.

La mayoría de los avisos eran por inundaciones de calles, bajos, patios y goteras y en muchos casos no se ha podido actuar porque no había suficiente agua acumulada o porque ya había disminuido la intensidad de la lluvia, según Protección Civil.

A causa de la situación creada esta tarde noche, también ha sido necesario activar efectivos del Grupo de actuaciones especiales que han constatado que no había ninguna persona en el interior de los vehículos que el agua ha arrastrado hasta la playa y que se han revisado hasta ahora.

La N-II sigue cortada entre Vilassar de Mar y el Masnou en ambos sentidos ya que la calzada está inundada, por lo que el tráfico se desvía por la C-32.

También hay dos carriles cortados en la calzada en sentido Barcelona en la C-31, en Montgat, y a la altura de Badalona en dirección a Mataró, por inundaciones.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook