El Govern, "abierto" a abordar el referéndum unilateral con la CUP si hay consenso

30.08.2016 | 17:56
Reunión del Consell Executiu de la Generalitat.
Reunión del Consell Executiu de la Generalitat.

El Govern se ha mostrado hoy "abierto a hablar de todo" con la CUP, incluso a contemplar un referéndum unilateral si se genera un "consenso", con vistas a la cuestión de confianza a la que se someterá el president Carles Puigdemont, quien se reunirá en los próximos días con todos los grupos parlamentarios.
Así lo ha expresado la portavoz de la Generalitat y consellera de Presidencia, Neus Munté, en la rueda de prensa posterior a la primera reunión del ejecutivo tras el parón veraniego y a un mes de esa cuestión de confianza que deberá afrontar el presidente catalán.
Munté ha confirmado que, además de la reunión que en los próximos días Puigdemont prevé llevar a cabo con la CUP para "intercambiar opiniones y planteamientos" sobre esa cuestión de confianza y los presupuestos de 2017, el presidente mantendrá también encuentros en los días posteriores con el resto de líderes parlamentarios.
"Se iniciará con la CUP y finalizará con Junts pel Sí. Serán encuentros que no tienen un componente de negociación -ha avisado-, sino que buscan este intercambio y el escucharse mutuamente".
En este sentido, Munté ha sido preguntada sobre el referéndum unilateral de independencia que la CUP exige incorporar a la hoja de ruta soberanista, y que según expresó la formación anticapitalista podría celebrarse "tranquilamente" en junio de 2017.
La portavoz ha pedido ir "paso a paso y no avanzar escenarios", ya que existe una hoja de ruta que "está vigente, estamos cumpliendo, trabajando desde el Govern a pesar de las muchas dificultades, pero con voluntad y determinación totales".
"Dicho eso -ha proseguido-, esa hoja de ruta no nos hemos cerrado nunca a debatirla, discutirla e introducir herramientas e instrumentos que puedan contribuir a culminarla de manera exitosa y positiva. Estamos abiertos a hablar de todo, pero comprometidos al cien por cien con la hoja de ruta".
Pero la dirigente ha insistido en que solo se "contemplaría" la incorporación del referéndum unilateral si "genera un consenso mayoritario", al tiempo que ha calificado de "absolutamente prematuro situar una fecha de algo que no ha generado el consenso suficiente y no se ha introducido en la hoja de ruta".
Y, asimismo, ha recordado la importancia de negociar y aprobar unos presupuestos para 2017, ya que solo así se podrán "poner en marcha y dar continuidad" a resoluciones aprobadas en el pasado pleno sobre la pobreza en el Parlament y que, al no haber presupuestos este año, no han podido impulsarse, ha argumentado.
Respecto a la petición por carta del líder del PP Catalán, Xavier García Albiol, para reunirse con Puigdemont para analizar el acuerdo de investidura entre PP y Ciudadanos, especialmente en lo referente a Cataluña, Munté ha considerado "extraño" que "si es un acuerdo entre dos, solo viniera a explicarlo una de las dos partes".
"Deberían ser las dos partes las que expliquen conjuntamente este acuerdo, porque si no parece una competición para ver quién se apropia de ese acuerdo", ha ironizado la consellera.
Además, ha sugerido a Albiol que, cuando se reúna con Puigdemont en esa ronda de encuentros, le "traiga la lista de 46 propuestas (sobre Cataluña) que Puigdemont entregó a Rajoy. Podríamos analizarla juntos y ver el grado de cumplimiento, que estamos convencidos de que es cero".
Por último, ha aludido a las posibles responsabilidades penales a las que se podría enfrentar la presidenta del Parlament, Carme Forcadell, a raíz del incidente de ejecución de sentencia promovido por el Gobierno ante el Constitucional, con relación a la resolución de la cámara catalana por la que se ratificó el informe y las conclusiones de la comisión de estudio del proceso constituyente.
La representante del gobierno catalán ha subrayado que la Generalitat "estará al lado de la Mesa y la presidenta del Parlament" en relación con su "legítima defensa", al entender que "no ha hecho otra cosa que ejercer el sentido del parlamentarismo, el de facilitar el diálogo y el debate, así como unas votaciones relacionadas con una comisión de estudio".
"Sería muy grave instar una vía penal para suspender de sus funciones a una persona escogida por los ciudadanos", ha recalcado Munté.
Del mismo modo, ha defendido que no es contradictorio que la Mesa del Parlament pueda plantearse este jueves si presenta alegaciones ante el Tribunal Constitucional por la comisión de estudio del proceso constituyente ya que, para Munté, antes de "recurrir a otras vías en el ámbito internacional, es necesario haber agotado todas las vías jurisdiccionales en el Estado español".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook