Encuentran decenas de miles de euros en efectivo en los registros a la mafia rusa

28.06.2016 | 12:51
Fotografía facilitada por la Guardia Civil que, encolaboración con la Interpol, ha detenido a siete personas como presuntos miembros de una organización criminal rusa que blanqueaba capitales en distintas localidades de Tarragona.
Fotografía facilitada por la Guardia Civil que, encolaboración con la Interpol, ha detenido a siete personas como presuntos miembros de una organización criminal rusa que blanqueaba capitales en distintas localidades de Tarragona.

La Guardia Civil ha encontrado al menos 120.000 euros en efectivo en los registros que está llevando a cabo dentro de la operación contra presuntos miembros de la mafia rusa en distintas localidades de Tarragona y Alicante, además de numerosas escrituras de propiedad de viviendas que habrían adquirido.
Según han informado a Efe fuentes de la investigación, en la operación se han producido al menos ocho detenciones de seis ciudadanos rusos, un ucraniano y un abogado español, en las poblaciones de Reus, Cambrils, Salou y también en Alicante.
En la veintena de registros se está encontrando mucho dinero en efectivo. Concretamente, en una de las viviendas se han hallado alrededor de 70.000 euros y en otras dos unos 25.000 euros en cada una de ellas, además de numerosas escrituras de propiedades que los investigadores no tenían localizadas como vinculadas a esta mafia.
De hecho, esta organización blanqueaba, presuntamente, grandes cantidades a través de operaciones inmobiliarias en la costa tarraconense.
La operación, dirigida por la Fiscalía Anticorrupción, se centra en miembros de las mafias Tambovskaya y Taganskaya que blanqueaban en España el dinero procedente de sus actividades ilícitas.
Dos de los arrestados son considerados capos de la mafia rusa y acababan de llegar a España para pasar sus vacaciones en la costa, han indicado las mismas fuentes, que han concretado que alguno de los detenidos tenía vínculos con carteles de la droga de Colombia.
La operación, denominada Usura, está dirigida por el juzgado de instrucción número 3 de Reus (Tarragona), que empezó en 2014 a investigar a esta organización al constatar que había creado una compleja trama empresarial mediante compañías pantalla que operaba a nivel internacional para blanquear el dinero procedente del crimen organizado.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook