Sánchez quiere un nuevo entendimiento con Catalunya y Puigdemont pide un referéndum

01.03.2016 | 20:29
Sánchez quiere un nuevo entendimiento con Catalunya y Puigdemont pide un referéndum
Sánchez quiere un nuevo entendimiento con Catalunya y Puigdemont pide un referéndum

El candidato a la presidencia del Gobierno, Pedro Sánchez, ha apostado por un "nuevo entendimiento" entre catalanes y el resto de españoles, mientras que el presidente catalán, Carles Puigdemont, le ha ofrecido la ayuda de los 17 diputados independentistas en el Congreso si autoriza un referéndum.
En su discurso como candidato a la investidura, Sánchez ha denunciado que durante la etapa de Mariano Rajoy ha faltado diálogo en las relaciones entre el Gobierno de España y la Generalitat: "No es aceptable que dos gobiernos democráticos hayan vivido durante años de espaldas uno de otro, sin comprender la ruina colectiva que provoca tal enfrentamiento".
Tras precisar que los socialistas entienden que Catalunya forma parte de España, que estiman y respetan a su sociedad, su cultura, su lengua y su identidad, Sánchez ha reconocido que por ello le duele constatar que parte de esa sociedad ha desconectado del proyecto común.
Tras comprometerse con la defensa de la Constitución, se ha comprometido a "tender puentes" para "volver a sentirnos todos parte de este proyecto común que es España", por lo que ha anunciado su intención de "reactivar" las comisiones bilaterales Estado-Generalitat, paralizadas desde julio de 2011.
También se ha mostrado abierto a estudiar el documento de 23 reivindicaciones que el expresidente de la Generalitat Artur Mas planteó a Rajoy el 30 de julio de 2014 y ha hecho suyas algunas propuestas como la financiación de la Ley de Dependencia, el incremento del presupuesto para políticas activas de empleo, la recuperación de los fondos para el programa de desarrollo rural o la paralización de la ley Wert de educación.
Para Sánchez, se necesita "una amplía reforma" para solucionar "otras realidades", a las que "no es ajena" su propuesta de reformar la Constitución.
Mientras tanto, el rotativo británico The Guardian ha publicado un artículo en su edición digital en el que Puigdemont ha reclamado "coraje político" a los partidos políticos españoles para que permitan un referéndum en Catalunya que desencalle la legislatura en España y evite ahondar en su "inestabilidad".
En el artículo, titulado "El vacío de liderazgo de España está dañando a Catalunya y a Europa, esto debe acabarse", Puigdemont subraya que hay dos opciones: una coalición de PSOE, Podemos y Ciudadanos que debería permitir un referéndum en Catalunya, condición planteada por la formación que lidera Pablo Iglesias, o una coalición PSOE-Podemos con el voto a favor o la abstención de los 17 diputados de ERC y Democràcia i Llibertat en el Congreso.
Según advierte el presidente de la Generalitat, afrontar la situación en Catalunya es la única posible vía para "evitar la inestabilidad en España en 2016", porque si se sigue obviando el tema los partidos españoles se verán arrastrados a unas "nuevas elecciones en junio" y, "en el mejor de los casos, habría un nuevo Gobierno en septiembre".
Por eso, en su opinión, los partidos españoles deben tratar el tema catalán con "la seriedad que se merece", y lo "mejor" para España y para el conjunto de Europa sería que fueran capaces de reunir el "coraje político" para permitir un referéndum.
Por otra parte, la Mesa del Parlament ha admitido hoy a trámite la solicitud de Junts pel Sí (JxSí) y la CUP para crear tres las ponencias conjuntas de las leyes de "desconexión" -Hacienda, Seguridad Social y Transitoriedad Jurídica-, pese a la oposición del resto de grupos y el informe contrario de los letrados de la cámara.
El máximo órgano del Parlament ha dado luz verde a la petición de los grupos independentistas de crear las ponencias con los cuatro votos a favor de JxSí y tres en contra, los de Ciudadanos, PSC y SíQueEsPot.
Desde Ciudadanos, José María Espejo-Saavedra ha criticado que JxSí "desprecie" y "desoiga" a los propios servicios jurídicos y ha pedido que la Mesa reconsidere su decisión
Lo mismo han hecho PSC y PPC, si bien el líder de los populares en el Parlament, Xavier García Albiol, ha ido más allá y ha acusado a la Generalitat y al Parlament de actuar como si estuvieran en un "Estado totalitario" ya que "la legalidad la asumen en función de sus intereses políticos e ideológicos", mientras que Catalunya Sí que es Pot ha pedido que no se les "obligue" a participar en las ponencias.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook