Comienza el juicio a Díaz Ferrán por apropiación de 4,4 millones de Marsans

07.01.2016 | 10:30
El expresidente de la CEOE y de la patronal madrileña Gerardo Díaz Ferrán, durante el juicio en la Audiencia Nacional por el vaciamiento patrimonial de Marsans.
El expresidente de la CEOE y de la patronal madrileña Gerardo Díaz Ferrán, durante el juicio en la Audiencia Nacional por el vaciamiento patrimonial de Marsans.

El expresidente de la CEOE Gerardo Díaz Ferrán regresa hoy a la Audiencia Nacional para hacer frente a las acusaciones por apropiación indebida de 4,4 millones de euros de clientes de Viajes Marsans, dos meses después de que el juicio fuera suspendido por problemas auditivos del empresario.
En la vista oral de esta causa, separada del caso Marsans, se le acusa, junto al último director de la empresa Iván Losada, de apropiarse del dinero de 4.000 clientes de Viajes Marsans y utilizarlos para "fines ajenos".
Según fuentes jurídicas consultadas por Efe, lo más probable es que Díaz Ferrán trate de llegar a un acuerdo que le permita reducir la pena de prisión solicitada por la Fiscalía, como ya ha hecho en otras ocasiones.
El expresidente de la patronal española, en prisión desde finales de 2012, se enfrenta esta vez a una pena de cuatro años por dejar de pagar desde 2009 a los mayoristas de viajes de Marsans ( Pullmantur, Catai, Tanshotel o Solplan), el dinero que recibía de sus clientes por reservas de viajes.
El fiscal Daniel Campos sostiene que Díaz Ferrán usó los fondos de los clientes que habían contratado los servicios de Marsans para "otros fines ajenos", por lo que perdieron el dinero que habían anticipado y no pudieron disfrutar del viaje, "salvo que lo abonaran nuevamente al mayorista o a otra agencia".
En su escrito de defensa, Díaz Ferrán pidió su absolución dada su "lamentable vida" en la prisión de Soto del Real durante los tres últimos años, y tras alegar que nunca ha sido imputado por "corrupción política".
Este es el tercer juicio al que se enfrenta Díaz Ferrán en la Audiencia Nacional tras el acuerdo del pasado julio, por el que aceptó cinco años y medio de cárcel y el pago de 1,2 millones de euros por el vaciamiento patrimonial de viajes Marsans.
Dicha pena se sumó a los dos años y dos meses a los que fue condenado por defraudar 99 millones de euros a Hacienda en la compra de Aerolíneas Argentinas por parte de Air Comet.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook