La CUP admite tensiones y espera que la propuesta de JxS no cause fractura interna

26.12.2015 | 17:40
Miembros de Candidatura d´Unitat Popular, (i-d) Albert Butran, Antonio Baños y Eulàlia Reguant, durante un acto de campaña.
Miembros de Candidatura d´Unitat Popular, (i-d) Albert Butran, Antonio Baños y Eulàlia Reguant, durante un acto de campaña.

La diputada de la CUP Eulàlia Reguant ha admitido hoy que existen tensiones internas sobre la posición de la formación respecto a la investidura de Artur Mas, ha augurado un resultado ajustado en la asamblea del domingo y ha dicho confiar en que la propuesta de Junts pel Sí no provoque la ruptura del partido.
En declaraciones a Catalunya Ràdio, Reguant ha asegurado que, si en la asamblea que la formación celebrará el próximo domingo día 27 en Sabadell (Barcelona) sale un "no" a Mas "y JxS no hace más propuestas, iremos a elecciones".
La diputada de la CUP ha admitido que el partido está viviendo una fuerte tensión interna para decidir si invisten o no presidente a Mas, ya que hay una corriente del partido, alrededor del grupo Endavant, que no acepta la condición de JxS de que Artur Mas sea el presidente, aunque ha admitido que hay otra parte de la CUP que estaría dispuesta a aceptarlo.
Por ello, ha augurado un resultado muy ajustado en la votación y ha mostrado su confianza en que esta situación no provoque la ruptura de la organización.
"Esto causa tensión y, evidentemente, cualquier decisión puede generar algunas bajas, pero esperamos que el domingo podamos hacer un relato conjunto y que no haya una fractura de 50-50 dentro de la organización".
Reguant ha asegurado: "Un 60-40 puede pasar, evidentemente, pero no creo que esto signifique la fractura del partido. Llevamos días hablando, ayer hicimos asambleas territoriales, y todo el mundo tiene claro que también es importante salvaguardar la candidatura, salvaguardar el concepto y la idea de la unidad popular que hace años que estamos trabajando."
Está previsto que la votación del domingo en la que los cuperos decidirán si Mas es o no el futuro presidente catalán sea a mano alzada, la forma habitual en que la CUP toma las decisiones, aunque ha explicado que los estatutos prevén que el voto sea secreto si el 25 % de los militantes lo solicita.
Si finalmente la asamblea decide no apoyar la investidura de Mas y "JxS no hace más propuestas, se tendrán que convocar nuevas elecciones", ha asegurado.
Está previsto que asistan a la asamblea, que se celebrará en la pista cubierta de atletismo de Sabadell, 3.577 personas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook