Las balanzas fiscales y el FLA tensan el debate entre candidatos catalanes

18.12.2015 | 10:18
(De i. a d.) Gabriel Rufian (ERC), Josep Antoni Duran Lleida (UDC), Jorge Fernández Díaz (PPC), Carme Chacón (PSC), Francesc Homs (Democràcia i Llibertat), Xavier Domènech (En Comú Podem) y Juan Carlos Girauta (Ciudadanos), minutos antes del inicio del debate de los candidatos por Barcelona de las elecciones generales del 20D.
(De i. a d.) Gabriel Rufian (ERC), Josep Antoni Duran Lleida (UDC), Jorge Fernández Díaz (PPC), Carme Chacón (PSC), Francesc Homs (Democràcia i Llibertat), Xavier Domènech (En Comú Podem) y Juan Carlos Girauta (Ciudadanos), minutos antes del inicio del debate de los candidatos por Barcelona de las elecciones generales del 20D.

Las balanzas fiscales de Catalunya, el Fondo de Liquidez Autonómico (FLA) y las políticas ante la precariedad laboral, especialmente el contrato único que propone Ciudadanos, han tensado el debate a siete entre los cabezas de lista catalanes a las elecciones generales.
Carme Chacón (PSC), Jorge Fernández Díaz (PPC), Francesc Homs (DiL), Josep Antoni Duran Lleida (UDC), Xavier Domènech (En Comú Podem), Gabriel Rufian (ERC) y Juan Carlos Girauta (Ciudadanos) han participado en el debate organizado por TV3 y Catalunya Ràdio.
En el primer bloque del debate, sobre el funcionamiento de España, los candidatos han chocado cuando se ha puesto sobre la mesa el déficit fiscal catalán y el FLA, lo que ha derivado en un intercambio caótico de reproches cruzados a múltiples bandas.
Ha sido el republicano Gabriel Rufián el que ha encendido la mecha dirigiéndose a Fernández Díaz, al que ha dicho que "habrá sido su ángel de la guarda quien le habrá dicho que España va bien, pero esto se cura en la cola del paro. España no va bien y Catalunya tiene un déficit fiscal de 15.000 millones de euros".
Girauta (C's) le ha cortado para "acabar con una mentira generalizada", a lo que Rufián ha ironizado con que Jorge Fernández Díaz "no necesitaba su ayuda, aunque Ciudadanos y PP compartan planteamientos".
Y mientras Homs ha considerado "evidente" la existencia de un déficit fiscal, Chacón ha recordado el "magnífico" libro del expresidente del Parlamento Europeo Josep Borrell que desmiente la existencia de esa cifra de déficit que denuncia el independentismo, cuyas cifras ha avalado Girauta.
Entrecortándose unos a otros, Duran ha reclamado que las balanzas fiscales sean elaboradas por "alguien que no sea ni Estado ni Generalitat" y Domènech ha considerado que los problemas de Catalunya no se deben únicamente a esa cuestión, sino las políticas de reformas laborales y creación de precariedad "pasan aquí y allá".
Ha sido entonces cuando ha brotado la cuestión del FLA, que Rufián ha tildado de "indecencia total y absoluta", lo que ha sido replicado por Fernández Díaz: "Debe ser la primera vez que se pide una indecencia de rodillas -en alusión al conseller Andreu Mas-Colell-. Si no fuera por el FLA y el Fondo a proveedores, Catalunya estaría en quiebra".
Duran, no obstante, ha lamentado que el PP "ha utilizado el FLA para humillar", mientras Homs y Chacón se han enzarzado en una discusión cuando la exministra ha recordado que fueron CiU y PP quienes "aprobaron una ley de estabilidad presupuestaria" que permitía la "intervención" de las finanzas de la Generalitat.
Por otro lado, Domènech ha denunciado la precariedad del mercado laboral en una España que "no va bien" y en que "un 25% de contratos que se hacen duran menos de siete días". "No falte a la verdad. Los contratos de un mes son el 0,96% del total", le ha respondido Fernández Díaz.
Pero Chacón ha replicado al ministro de Interior y al PP que "no sé en qué mundo viven" porque "hay 100.000 personas menos empleadas en España y un 25% de contratos nuevos son de menos de una semana", y ha manifestado su "temor" ante el contrato único que propone C's.
Duran ha admitido que CiU votó la reforma laboral del PP que, a su juicio, "ha ayudado a las Pymes" a tener más flexibilidad, pero ha matizado que ahora ya "no hay que profundizar más" en esa flexibilidad, como sí que "propone el contrato único de C's".
Un rechazo a esa propuesta de Ciudadanos que ha evidenciado también ERC, que lo ha calificado de "contrato basura y neoliberalismo del bueno, es más de derechas que Rajoy", mientras Domènech ha cuestionado que sea constitucional, a lo que Giurauta ha salido en defensa de la medida y ha negado que sea de derechas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook